El Norte de Castilla

En Navidad, los robos en la red se multiplican

Las compras navideñas en la red han marcado un nuevo récord.
Las compras navideñas en la red han marcado un nuevo récord. / Efe
  • Internet

  • La sustracción de datos bancarios aumenta con las compras y regalos navideños

Las cenas con la familia y con los amigos, las compras de última hora, regalos y reservas. Las transacciones online en estas fechas se disparan y con ello los riesgos de pérdida de información bancaria se multiplican.

Los ciberdelincuentes cada vez se preparan mejor para sus ataques. Una de sus técnicas más usadas es el Skimmer, una especie de datafono que captura el número PIN y los datos bancarios cuando realizamos lo que parece una simple transacción económica.

Aunque el principal riesgo está en la red. En 2016, los españoles gastarán este año en sus compras a través de dispositivos móviles, 930 millones de euros, lo que supone un aumento del 116%, más del doble que la Navidad del año pasado.

Para disfrutar de unas Navidades tranquilas, "hay que extremar" las medidas de seguridad, señala Kaspersky Lab. En primer lugar, hay que "comprobar las opiniones de los sitios de compra online para decidir si son o no seguros antes de que introduzcas la información de tu tarjeta". Por lo que solo se ha de hacer clic en enlaces de confianza.

A la hora de pagar es imprescindible realizarla en páginas cifradas. "Antes de introducir los datos de tu tarjeta, comprueba que la web en la que vas a comprar tiene un certificado de seguridad y en la barra del navegador aparece https y la imagen de un candado", explican los expertos de Kaspersky Lab.

Las principales infecciones en estas fechas provienen de adware y, sobre todo, ransomware. Este último es el Rey de 2016, "no abras adjuntos de webs desconocidas" avisan los expertos. Cada 40 segundos se produce un ataque de este tipo, las firmas de seguridad han registrado un total de 758 millones de ataques cibernéticos durante este ejercicio.

Un buen antivirus, contraseñas potentes y, principalmente, una navegación segura y consciente son los tres ingredientes necesarios para vivir unas navidades seguras en la red.