El Norte de Castilla

El Toro Júbilo de Medinaceli cumple su tradición pese a los antitaurinos

vídeo

El Toro de Fuego, esta madrugada en Medinaceli

  • Más de 3.000 personas presenciaron el único toro de fuego que queda en Castilla y León

La jornada comenzó a las seis de la tarde, las asociaciones taurinas, la asociación del Toro Jubilo, la de Tordesillas, y las venidas de La Rioja, Navarra y Valencia se juntaron en el ruedo improvisado de Medinaceli de forma pacífica. El presidente de la Asociación Internacional Taurina, William Cárdenas, fue uno de los ponentes de las charlas que se ofrecieron a la misma hora en Palacio Ducal y aseguró que «no existe maltrato en el Toro Jubilo» y lo comparó con «comerse un chuletón por puro placer». Un bando municipal colgado en las calles de la villa invitaba a los vecinos a controlar el acceso de los visitantes a la plaza Mayor, y así lo hicieron de tal manera que salvo la prensa, los propios vecinos y los conocidos de la provincia, nadie más pudo pasar.

galería de fotos

  • Celebración del Toro Jubilo en Medinaceli con la protesta de los antitaurinos

Una hora antes de encender las bolas de fuego, los antitaurinos se encadenaron abajo en el pueblo y tuvieron que ser desalojados. Poco tardaron en subir a la parte antigua, poniendo en jaque a los antidisturbios. Mucha tensión, empujones y gritos de un centenar de animalistas venidos de varias partes del país, sobre todo de Andalucía.

Tras varios intentos de acceder a la plaza Mayor, fueron completamente bloqueados. Más de 3.000 personas acudieron al evento que se remonta de la Edad de Bronce.