¿Por qué nos ponemos tristes cuando llega el frío?

Una mujer, mirando la lluvia.
Una mujer, mirando la lluvia.
  • El descenso en las temperaturas puede llegar a producir trastornos afectivos y emocionales

Moda casual para hombre y mujer

Hasta 90%

Viste tu cama con diseños originales

Hasta 70%

Abrígate este invierno con estilo

Hasta 80%

Calzado y complementos de piel para hombre y mujer

Hasta 80%

Calzado técnico running y trail para hombre y mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

Accesorios imprescindibles para tu día a día

Hasta 70%

¡Moda chic y casual a precios increíbles!

Hasta 80%

Marca española de moda para hombre

Hasta 70%

Moda casual para hombre y mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

Sea cual sea tu estilo hay una chaqueta de piel para ti

Hasta 70%

Renueva tus básicos y luce piernas esta temporada

Hasta 80%

Decora y protege tu sofá con fundas de calidad

Las mejores marcas a los mejores precios

Textura y suavidad en textil de baño

Las mejores marcas a los mejores precios

Nueva colección de botas, botines y australianas

Hasta 80%

Desplázate con la mejor tecnología

Hasta 70%

Bolsos y complementos de piel

Hasta 80%

La marca de moda en exclusiva para ti

Las mejores marcas a los mejores precios

Tus marcas favoritas en deportivas técnicas y casual

Las mejores marcas a los mejores precios

Relojes de pulsera para hombre y mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

Elige el cabecero que más se adapte a la decoración de tu habitación

Las mejores marcas a los mejores precios

Calzado de tus marcas favoritas

Las mejores marcas a los mejores precios

Con el cambio de estación, llegan también las bajas temperaturas y muchas personas se sienten más tristes y apáticas. La lluvia, asi como la nieve, la niebla y cualquier otro elemento que tenga que ver con el clima, influyen en gran medida en nuestro estado de ánimo ya que el clima del lugar donde vivimos actúa sobre nuestro cuerpo y nuestra mente.

La doctora Marisa Navarro, autora del libro "La medicina emocional" afirma que los meses calurosos se asocian a la felicidad y la alegría mientras que la llegada del frío se suele tomar como sinónimo de aburrimiento y tristeza. Y es que el sol, y aunque siempre debemos estar expuestos a él con moderación y protección, produce Vitamina D y la falta de ella está asociada con trastornos como la depresión.

(Más información en Mujerhoy.com)