Detenido en Barcelona por retener a su pareja, a la que habría agredido y drogado

Se investiga si el hombre, que ya ha ingresado en prisión, le dio a su mujer alguna sustancia para anular su voluntad

EFEBarcelona

Los Mossos d'Esquadra han detenido en Barcelona a un hombre, que ya ha ingresado en prisión, que retenía a su pareja, a la que habría agredido sexualmente después de darle presuntamente alguna sustancia para anular su voluntad y a la que habría amenazado de muerte.

La policía catalana ha informado hoy de la detención de este hombre, de 52 años y con domicilio en Valencia, como presunto autor de los delitos de agresión sexual, maltratos en el ámbito del hogar, amenazas y contra la salud pública.

En el momento de la detención, el detenido llevaba encima 64.000 euros y droga por valor de unos 117.000 euros, según la policía.

La investigación se inició el pasado día 20 de este mes cuando los agentes de la comisaría del Eixample fueron alertados de un incidente en un bar donde una mujer había entrado pidiendo auxilio porque su pareja la estaba amenazando de muerte.

La mujer explicó que venía con su pareja de Valencia y que el hombre le había confesado que transportaban 2 kilos de cocaína en una furgoneta que habían estacionado en un aparcamiento público.

En ese momento, el detenido se enfadó con la mujer porque no podía abrir la puerta de la furgoneta para sacar la droga y la había agredido en la cara.

Amenazas de muerte

Después, cogieron un taxi para ir a un hotel pero por el camino el hombre la amenazó de muerte, motivo por el que la mujer bajó del vehículo y se marchó corriendo.

La mujer explicó a los agentes que conocía a su pareja desde hacía dos años y que durante este tiempo la había retenido en casa contra su voluntad y la había agredido en varias ocasiones.

Añadió, además, que había mantenido diversas relaciones sexuales en las que ella no podía mover los brazos y sospechaba que la había drogado con alguna sustancia para anular su voluntad.

Mientras los agentes hablaban con la mujer, llegó al bar la pareja de la mujer que, cuando vio a la policía, intentó huir, aunque sin éxito porque la policía le consiguió retener.

Tras registrar la furgoneta, en el interior de la misma se localizaron dos kilos de cocaína, una cantidad de droga que podría tener un valor de más de 117.000 euros en el mercado.

El detenido pasó a disposición judicial y el juez decretó su ingreso a prisión y una orden de alejamiento de la víctima.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos