El Norte de Castilla

Cada español consume una media de 9,5 litros de alcohol puro al año

Cada español consume una media de 9,5 litros de alcohol puro al año
  • La cifra, que equivale a 170 litros de cerveza, 82 de vino y 23 de whisky, se mantiene estable desde el 2001, según un estudio elaborado por un consorcio de universidades

Si todo el alcohol que cada español consume de media en un año fuera cerveza, serían 170 litros; si fuera vino, 82; y si fuera whisky, 23. Un estudio elaborado por un consorcio de diferentes universidades españolas, dirigido por la Universidad Complutense de Madrid (UCM) y el Instituto de Salud Carlos III (Madrid), concluye que entre los años 2001 y 2011 los españoles bebieron de media 9,5 litros de alcohol puro al año. El informe se ha basado tanto en registros de ventas de alcohol como en encuestas de compras y consumo, y los investigadores creen que los datos reales pueden ser algo mayores ya que los que más consumen, cuando tienen que responder a una encuesta, dicen que beben menos de lo que en realidad beben.

Teniendo en cuenta todas estas fuentes, los datos revelan que entre 2001 y 2002 el vino dejó de ser la bebida preferida por los españoles y dio paso a la cerveza, que una década más tarde, en 2011, representaba un 46% del alcohol consumido por los españoles en 2011, frente a un 28% del vino. "El nuevo bebedor se incorpora al alcohol mucho más a través de la cerveza que a través del vino", explica Luis Sordo del Castillo, investigador del departamento de Medicina Preventiva y Salud Pública de la UCM, del Instituto de Salud Carlos III (Madrid) y de CIBERESP.

Precisamente este descenso en el consumo de vino es el principal responsable de que, en todo el período, la ingesta de alcohol haya descendido un 2,3% al año según el estudio, publicado en Population Health Metrics.

En cualquier caso, los expertos consideran que la tendencia de consumo, aunque con ligeros picos de sierra, se ha mantenido estable. "En los años de la crisis, se piensa que la gente bebe más, pero eso queda compensado por el hecho de que también tienen menos dinero", indica Sordo del Castillo.

Pero otra de las principales conclusiones del informe tiene que ver con el grado de sinceridad con el que los españoles contestan cuando son preguntados sobre cuánto alcohol consumen. "Vemos que existe una discrepancia importante entre las encuestas de consumo y otras fuentes, como la Agencia Tributaria. Y eso se da porque los grandes bebedores no dicen lo que realmente beben", añade este investigador.

A su juicio, los niveles de consumo de alcohol en España "son preocupantes", aunque agrega que otros países europeos están muy por delante en las cifras. En cualquier caso, en España, explica, se diferencia muy claramente entre el consumo de alcohol y de drogas. Por eso, y por "los intereses económicos que existen alrededor del alcohol", las campañas de concienciación y lucha contra el alcohol y contra las drogas son "muy diferentes", concluye.