El Norte de Castilla

El Nazareno de San Frontis cruza el Puente de Piedra y da inicio a la Semana Santa de Zamora

Traslado del Nazareno de San Frontis y al fondo, la Catedral de Zamora
Traslado del Nazareno de San Frontis y al fondo, la Catedral de Zamora. / Alicia Pérez
  • Cientos de fieles acompañan a la imagen que estará en la Catedral hasta el Martes Santo

El Nazareno de San Frontis cruzó anoche el Puente de Piedra de Zamora y dio inicio a la Semana Santa de la ciudad, declarada Bien de Interés Cultural (BIC) y de Interés Turístico Internacional. Cientos de fieles y vecinos del barrio de San Frontis, en la margen izquierda de la capital zamorana, acompañaron a la imagen desde su salida de la iglesia a las 20:30 horas en un traslado que se ha convertido ya en la primera procesión de la Pasión zamorana.

El característico sonido de las esquilas del Barandales, que abren y anuncian la llegada de las procesiones al público, volvió a las calles de Zamora, donde un gran número de personas, en una noche con una temperatura muy agradable, esperaba el desfile, principalmente en la entrada y salida del Puente de Piedra, sobre el río Duero. La procesión, de carácter popular, consiste en el traslado del Jesús del Vía Crucis, de autor desconocido de la primera mitad del siglo XVII, hasta la Catedral, donde permanecerá hasta la tarde del Martes Santo, cuando saldrá en procesión con la Cofradía de Jesús del Vía Crucis y volverá a su templo tras la despedida de la Virgen de la Esperanza.

La talla, en madera de pino del norte, viste túnica de terciopelo morado, bordada en oro y representa a Jesús con la Cruz a cuestas. Al ritmo de las marchas procesionales, el conocido popularmente como Mozo de San Frontis fue portado a hombros por los cargadores hasta la Catedral. Hasta allí llegarán en la noche de hoy, Viernes de Dolores, los hermanos de la Hermandad Penitencial del Santísimo Cristo del Espíritu Santo en la procesión que comenzará a las 22:30 horas desde la iglesia del Espíritu Santo.