La Subdelegacion de Segovia lanza una alerta para evitar robos en casas

Un guardia civil inspecciona una instalación de butano. / El Norte

Aconseja precaución ante falsos revisores del gas o comerciales de teléfono o luz en los domicilios

La Subdelegación del Gobierno de Segovia aconseja precaución para evitar robos de falsos revisores del gas o comerciales de telefonía o compañías eléctricas en los domicilios.

Estos falsos revisores de gas o falsos comerciales de telefonía móvil o compañías intentan acceder a las viviendas con el propósito de robar al descuido, de estafar o para sacar información de los pisos (personas que habitan la vivienda, edad, distribución de las estancias, etécera). Utilizan el argumento de las inspecciones obligatorias del gas para entrar en los domicilios con estos fines espurios.

De este modo, la Subdelegación aconseja exigir siempre acreditación a representantes de estos servicios (agua, luz, teléfono, gas, etc.), y no aceptar servicios que no se hayan solicitado previamente. Si se tienen dudas, hay que confirmar telefónicamente con la compañía de suministros la visita del técnico. En cualquier caso, es preciso no facilitar la entrada al inmueble a desconocidos.

La Subdelegación recuerda que hay que tener en cuenta que los cerrojos de cadena pueden no detener a alguien que esté determinado a pasar a la vivienda, por lo que hay que mantener la puerta cerrada hasta que pueda identificar plenamente a la persona.

Además, es aconsejable no abrir la puerta del portal ni de la vivienda a desconocidos, pues no solamente se compromete la seguridad de los habitantes de ese domicilio, sino también la del resto de sus vecinos.

Ante cualquier sonido sospechoso y actividades poco comunes de automóviles o personas extrañas que se encuentren alrededor de la casa o del vecindario, es conveniente llamar a la Policía Nacional (091) o a la Guardia Civil (062).

Fotos

Vídeos