Una segunda vida para tu vestido

Instalaciones de Cáritas en Cantalejo, donde se reparte la ropa que Humana entrega para repartir entre los vecinos briqueros. /El Norte
Instalaciones de Cáritas en Cantalejo, donde se reparte la ropa que Humana entrega para repartir entre los vecinos briqueros. / El Norte

Los vecinos de Cantalejo donan casi 10.000 kilos de ropa

EL NORTESegovia

Humana Fundación Pueblo para Pueblo, organización que desde 1987 promueve la protección del medio ambiente a través de la reutilización de textil y lleva a cabo programas de cooperación en África, América Latina y Asia, así como de apoyo local en España, y el Ayuntamiento de Cantalejo han renovado el convenio para la recogida selectiva de textil usado en el municipio.

Humana tiene cuatro contenedores en Cantalejo, en los que se han recogido 9.718 kilogramos de textil usado de enero a septiembre de este año –en 2016 la cifra ascendió a 10.328 kg–, «lo que confirma la tendencia al alza de la reutilización del residuo textil, la fracción recogida selectivamente con más potencial de aprovechamiento por encima del vidrio, el papel o los envases», explica el alcalde, Máximo San Macario.

Los vecinos depositan la ropa, el calzado, los complementos y el textil de hogar que ya no utilizan y a los que se les da una segunda vida con fin social. «La recogida de ropa es un servicio gratuito y representa un ahorro importante en los gastos de recogida y eliminación de residuos sólidos urbanos», añade el alcalde. Por otro lado, y en virtud del convenio, Humana entregará en breve una donación de ropa al Ayuntamiento para que la distribuya a través de Cáritas y el CEAS (Centros de Acción Social).

Tres decenios

Según indican fuentes municipales, Humana «fue pionera en España en la recogida y preparación para la reutilización de ropa usada: inició su actividad en 1987, utilizando contenedores de madera, sustituidos posteriormente por los actuales metálicos que garantizan altos de niveles de usabilidad y seguridad». En 30 años de recogida selectiva, la solidaridad de los ciudadanos ha permitido recuperar 276.144 toneladas de ropa, el equivalente a llenar más de cuatro veces un gran estadio de fútbol. Son prendas que mayoritariamente estaban en buen estado y cuya vida útil la Fundación ha podido alargar, para darles un fin social y promover la protección del medio ambiente.

El material tratado en las plantas se distribuye a través de varios canales. El 62% de la ropa clasificada se destina a reutilización, el 13% a través de las tiendas ‘secondhand’ que Humana tiene en España y el 49% mediante su distribución fuera del país, «vendiéndose a precios de mercado para generar recursos para la cooperación al desarrollo», señala la ONG. El 28% se encuentra en un estado que no permite su reutilización, por lo que se vende a empresas de reciclaje textil. El 6% es material destinado a Combustible Derivado de Residuo (CDR) con la ayuda de empresas especializadas, mientras que el 4% se envía a un centro de tratamiento de residuos para su disposición final porque está compuesto por productos que no se pueden reutilizar ni valorizar energéticamente.

Fotos

Vídeos