«En el pregón repasaremos todo lo vivido por la peña en estos 20 años»

Miembros de la peña Muy Deficientes, durante una edición de las fiestas de Navalmanzano.
Miembros de la peña Muy Deficientes, durante una edición de las fiestas de Navalmanzano. / El Norte
Fiestas de Navalmanzano

«Tenemos un vínculo muy estrecho con el pueblo, la mayoría vivimos aquí», afirma José Luis Fuentetaja, miembro de Muy Deficientes

EVA ESTEBAN Navalmanzano

En la localidad de Navalmanzano son poco más de 1.000 habitantes y se conocen entre todos. La relación existente entre las diferentes peñas no puede ser mejor «y colaboran entre ellas» organizando «cada una una actividad». Tal es la importancia que estos colectivos tienen dentro del municipio que «desde hace aproximadamente ocho años», explica José Luis Fuentetaja, miembro de la peña Muy Deficientes, son las «encargadas de dar el pregón». Este año, aunque no es la primera vez que se dirigen a sus vecinos de esta manera, le toca el turno a ‘Los Muy’, como se les conoce en el pueblo, con motivo de su vigésimo aniversario. En representación del resto de miembros, Fuentetaja será el encargado de leer el manifiesto que oficializa el inicio de las fiestas porque «se desenvuelve bien ante el público», tal y como afirman sus amigos. Tiene 26 años, vive en Navalmanzano desde hace 10, trabaja confeccionando planos de máquinas y este año –al igual que en la anterior ocasión– se subirá al balcón del Ayuntamiento para mostrar a sus vecinos «cómo han cambiado desde que fundaron la peña», afirma.

–¿De quién fue la idea de que ustedes fueran los pregoneros?

–No ha habido un proceso de elección, sino que es algo que año tras año el Ayuntamiento de Navalmanviene haciendo con las peñas, y este año nos ha tocado a nosotros.Esta dinámica se hace desde hace aproximadamente ocho años.

–¿Qué fue lo primero que se les pasó por la cabeza cuando les comunicaron la decisión?

–Al principio no nos lo esperábamos ni nos lo creíamos, porque hace cuatro años ya hicimos esta labor al no ofrecerse voluntaria ninguna peña. Lo hablamos entre todos y decidimos hacerlo. Es una oportunidad que no dejaremos pasar. A pesar de ya haber sido pregoneros, este año es diferente y especial. Celebramos nuestro vigésimo aniversario ,y por ello tenemos aún más motivos. También hemos crecido mucho desde que dimos el pregón la otra vez. Se han ido sumando más parejas e hijos a los que en su día fundamos la peña.

–¿Qué supone para ustedes dar el pregón de Navalmanzano?

–Es un privilegio y te sientes orgulloso de ello. Es un honor tener de nuevo la oportunidad de hacerlo ante nuestra gente, nuestros vecinos, con los que la mayoría de nosotros compartimos el día a día y nos cruzamos por las calles. Pero también da respeto subir al balcón y hablar ante 500 personas. Te conoce todo el mundo y siempre hace ilusión. Es uno de los mejores momentos de las fiestas; la gente está exaltada porque es el punto de partida de las mismas, es un momento que lleva esperándose durante el resto del año.

–¿Qué vinculación tienen con la localidad?

–Todos nosotros tenemos mucho arraigo con Navalmanzano. Nos conocemos desde que éramos pequeños. La mayoría vivimos en el pueblo y los que no, tienen familiares directos que residen en él durante el resto del año. De una manera u otra mantenemos un vínculo muy estrecho con el pueblo.

–¿Cuántos son en la peña y cómo surgió la idea de crearla?

–La creamos en 1997 un grupo de unos doce amigos, pero con el paso del tiempo se han ido incorporando las parejas e hijos de los que la fundamos, y en la actualidad somos unos 50. Es una de las peñas más amplias de Navalmanzano. Siempre hemos mantenido el mismo nombre, pero a medida que ha pasado el tiempo la gente nos conoce como ‘Los Muy’, igual porque somos muchos.

–¿Cuál será el contenido de su intervención ante los vecinos?

–Sin desvelar mucho detalle, diré que, aunque quedan algunos aspectos por matizar, nos centraremos en agradecer al Ayuntamiento la oportunidad, a nuestros familiares y amigos y, como no, a los vecinos del pueblo. Además, repasaremos lo que han significado para nosotros estos veinte años, las experiencias que hemos vivido, así como lo que pasaba en el pueblo y en España en esa época, para contextualizar. Hablaremos de todo un poco. Son muchos años y debemos recordarlo. También dar las gracias a la peña por lograr que se haya mantenido y porque, aunque nosotros la hayamos creado, son las futuras generaciones de las que depende la continuidad de nuestra peña.

–¿Por qué usted y no otro miembro de la peña dará el pregón?

–Fui yo el encargado de darlo hace tres años y esta vez me vuelve a tocar. Mis amigos dicen que no soy vergonzoso y me desenvuelvo bien ante el público porque estoy en el grupo de teatro El Arrollejo de El Pinarejo, aunque me decido profesionalmente a elaborar planos para maquinaria.

–¿Cuál es el momento de mayor afluencia en las fiestas?

–Para nosotros, la macarronada popular que venimos celebrando desde hace once años. Desde hace tiempo nos repartimos el trabajo y cada peña se encarga de organizar una actividad, y nosotros tenemos los macarrones. Viene mucha gente;sin ir más lejos, el año pasado repartimos más de 500 platos. A nivel del pueblo, los momentos más multitudinarios son el desfile de peñas y los acontecimientos taurinos, principalmente los encierros.

–¿Qué mensaje le gustaría dirigir a los vecinos y visitantes durante las fiestas?

–Me gustaría decirles, en nombre de los Muy Deficientes, que disfruten estos días al máximo, que llevamos mucho tiempo esperándolo y por fin están aquí. Es momento de olvidar las cosas malas y dejarlas a un lado, de disfrutar con nuestra gente como venimos haciendo otros años. A los visitantes, decirles que vengan, y a los que han venido otros años, agradecerles un año más su visita.

Fotos

Vídeos