Un policía local de Segovia puede cobrar de media 3.500 euros menos que en otras ciudades

Un policía local atiende una llamada en el centro de control de tráfico de Segovia. /A. de Torre
Un policía local atiende una llamada en el centro de control de tráfico de Segovia. / A. de Torre

En Salamanca, el Ayuntamiento va a ajustar al alza el sueldo de su cuerpo de seguridad

César Blanco Elipe
CÉSAR BLANCO ELIPESegovia

El Ayuntamiento de Segovia y los cuatro sindicatos que han hecho frente común para reivindicar la mejora salarial que equipare a la Policía Local con la media del resto de cuerpos se seguridad municipales de la comunidad autónoma confirman que se ha abierto un periodo de acercamiento de posturas. La reunión de este lunes entre la concejala de Gobierno Interior y Personal y los representantes de la plantilla ha entreabierto la puerta al entendimiento tras unas semanas de alta tensión. Así se lo han trasladado en las últimas horas los representantes sindicales a los compañeros, aunque sin la convocatoria de una asamblea como la que acordó apretar la tuerca de la reivindicación con la medida de no realizar horas extra en Semana Santa, temporada altamente conflictiva. Dicha propuesta recibió un amplísimo apoyo, ya que la firmaron más del 90% de los efectivos de la plantilla.

«La buena voluntad» (como coinciden en señalar los sindicatos) que se extrae de la reunión se traduce en algunos gestos que los representantes de los trabajadores han valorado de manera positiva. Así, en la mesa de negociación, la concejala confirmó que estaba preparada la provisión de quince chalecos antibala, para lo que se ha habilitado una partida presupuestaria.

Comisiones Obreras (CC OO), Unión General de Trabajadores (UGT), la Central Sindical Independiente de Funcionarios (CSI-F) y el Sindicato Profesional de Policías Municipales de Castilla y León (SPPMCyL) han conminado a la plantilla a «dar un voto de confianza» a este cauce que parecen haber adoptado las negociaciones. Por lo tanto, los sindicatos han propuesto a los agentes que «vuelvan a la normalidad», lo que en otras palabras quiere decir que cedan en su intención de no hacer horas extra.

Sigue el enfado con Reguera

Así, parece que se imponen los gestos de «buena fe»; pero los agentes están todavía muy molestos con las palabras que les dedicó el teniente de alcalde y concejal de Hacienda y Urbanismo, Alfonso Reguera, quien en pleno conflicto laboral aseguró que la Policía Local estaba «perfectamente equipada». Y lo que más escoció: aseveró que se trataba del cuerpo de seguridad que «tiene de media el mayor ingreso por nómina», y que sus retribuciones están «muy por encima de las de la Guardia Civil y por encima de las de la Policía Nacional y las policías autonómicas». Además, el también portavoz del grupo socialista desdecía a los sindicatos y afirmaba que la plantilla está «muy por encima de la recomendada por la Junta».

Las organizaciones sindicales han pedido la dimisión de Alfonso Reguera, como se puedo ver en la protesta que desplegaron en el pleno municipal del viernes pasado, y han exigido que el concejal se disculpe.

Las riendas de la negociación por parte de Marisa Delgado y las matizaciones que hizo a las declaraciones de Reguera la propia alcaldesa se interpretan como una especie de desautorización al teniente de alcalde para que ambas partes puedan consensuar soluciones sin interferencias. Aun así, a los agentes les queda el resquemor de que Reguera se haya ratificado en lo que dijo porque no considera que ofendiera o faltara al cuerpo de seguridad.

Más allá de esta discordia, la consecución del acuerdo y, sobre todo, de las demandas del personal, van a costar lo suyo. La prioridad, tal y como han dejado claro ambas partes, es la de trabajar en la equiparación retributiva y la consiguiente subida salarial. La alcaldesa de Segovia, Clara Luquero, ha valorado la reunión de este lunes y ha reconocido la posibilidad de «modificar el plan director de la Policía Local» que está en vigor. Esta opción concuerda con el compromiso planteado en la negociación de reestructurar algunas deficiencias detectadas en la prestación del servicio.

Diferencias en España

La representación de plantilla tendrá que hacer cuentas y entregar un informe a la concejala de Gobierno Interior con la comparativa con otros cuerpos de seguridad dependientes de ayuntamientos. Son los consistorios los que regulan las condiciones, en función de la población. En España, la diferencia de salario entre policías locales que hacen el mismo trabajo puede ser de hasta 1.000 o 1.100 euros al mes.

Por ejemplo, en Mallorca se encuentran de los salarios más bajos, con una media de 1.100 euros. Por el contrario, en Canarias cobran de media unos 2.000 euros al mes. En medio, toda una gama de grises en la que Segovia se sitúa más bien en el furgón de cola, al menos de la comunidad autónoma, como han criticado los sindicatos en sus reivindicaciones de equiparación de nóminas con otras ciudades vecinas. Sin embargo, hay muchos conceptos que condicionan las retribuciones finales: turnos de noche, horas extra, fines de semana, trienios...

Les queda un arduo trabajo de ingeniería financiera a las centrales sindicales para hallar la media y la diferencia en detrimento de los policías segovianos. Les pueden valer algunos espejos. Salamanca, por ejemplo, donde el Ayuntamiento va a sacar adelante una mejora salarial que les saque también de la cola, un agente con sus trienios, noches, festivos y sábados cobra en torno a 22.750 euros anuales netos. En el otro extremo está Valladolid, donde por el mismo trabajo un policía local recibe casi 30.000 euros anuales limpios. Y entre uno y otro, un abanico de sueldos: en Burgos, rozan los 26.000 netos; igual que en Palencia, una ciudad más parecida por tamaño a Segovia.

Los primeros cálculos quieren despejar de las ecuaciones los complementos que acumulan las nóminas y que condicionan el resultado final. Esos datos iniciales revelan que la cuantía media que separa a un policía local de Segovia recién salido de la academia con otro en la misma situación que entra a trabajar en alguna de las ciudades del entorno es de unos 3.500 euros anuales.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos