«Las orquestas encarecen muchísimo su precio en agosto respecto a julio»

El alcalde de la localidad, Meinardo Sanz, en su despacho. /El Norte
El alcalde de la localidad, Meinardo Sanz, en su despacho. / El Norte
Fiestas en Otero de Herreros

Este año volverá a repetirse la suelta de bueyes desde la plaza hasta los alrededores del casco urbano

LAURA MARTÍNEZ Otero de Herreros

Un año más, llegan a Otero de Herreros esos días tan deseados durante el resto del año, días para «hacer buena vecindad y divertirse», según afirma Meinardo Sanz, alcalde de Otero. Música, cultura, gastronomía y mucha diversión forman la ecuación perfecta que da como resultado una semana de diez.

–¿Hay alguna novedad en el programa de este año?

–Sí, este año hemos organizado algunas cosas nuevas. Una masterclass de zumba, una cata de vinos, la degustación de un pincho de carne hoy, entre el pregón y los tradicionales juegos de peñas. Además, ha vuelto un concurso que se hacía años atrás entre las peñas, Humor Amarillo. Tendremos, también, una misa en gregoriano, un programa de radio de Onda Cero, y algo que comenzó el año pasado, que es la suelta de bueyes desde la plaza hasta los alrededores del casco urbano, para terminar de nuevo en la plaza de toros.

–¿Cuál va a ser el plato fuerte?

–No hay plato fuerte, intentamos organizar cosas para niños, para jóvenes, para adultos, y para todos a la vez, claro. Económicamente serían las orquestas y los toros. Pero, por ejemplo, tenemos discomóvil por las noches desde el miércoles, a la gente le gusta todo por igual.

–¿Cuáles son los actos que cuentan con mayor afluencia?

–La corta de los troncos tiene mucha demanda, es algo que llevamos haciendo ya muchos años y congrega a una gran cantidad de gente. Así que creo que es donde más afluencia hay, junto con las orquestas, que se llevan la palma.

–¿Aumenta el censo del pueblo con motivo de las fiestas ? ¿Y en verano?

–Sí, durante la época estival, en general triplicamos o, incluso, cuadriplicamos la población, y durante las fiestas más, si cabe.

–¿Cuál es el presupuesto que se destina a las fiestas? ¿Cuáles son las actividades que se llevan más dinero?

–El presupuesto no llega a los 50.000 euros. Sin duda, las orquestas y los toros son lo más caro de todo el programa. Se nota mucho la diferencia de lo que piden las orquestas en julio a lo que piden en agosto, se encarecen muchísimo.

–¿Cómo es el nombramiento de la reina y las damas?

–Se nombran durante la festividad del Corpus y duran hasta estas fiestas en honor a San Justo y Pastor. Antaño, las fiestas importantes eran las del Corpus, y de ahí mantenemos la tradición del nombramiento de la reina y las damas.

–¿Está previsto algún otro acontecimiento para el verano?

– En realidad llevamos con eventos desde que terminaron las fiestas del Corpus, sobre todo los fines de semana. Hemos tenido la semana del mayor, dedicada a nuestros abuelos y jubilados, actuaciones musicales, etcétera. Y tenemos programado, por ejemplo, el verano acuático en la piscina de Otero nada más terminar las fiestas y la entrada será gratuita. También tendremos exhibición de aves, concursos de pintura y pondremos en marcha alguna actividad que suspendimos por inclemencias del tiempo, como el cine de verano. Lo que pretendemos durante estos meses de vacaciones y de buen tiempo es acercar la cultura al pueblo.

–¿Hay tradición taurina en Otero?

–La verdad es que sí. Es un pueblo ganadero y, sobre todo, la juventud de las peñas demandan siempre las novilladas y tener algún evento taurino durante las fiestas.

–Fuera de las fiestas, ¿qué proyectos hay para el pueblo?

–Hace poco adquirimos una finca en los aledaños del Centro Cultural porque estamos planeando su ampliación. Estamos inmersos en el cambio de algunas tuberías de la red de abastecimiento que son antiguas, así como en la rehabilitación de caminos, el colegio o la ludoteca. Hace poco también pusimos aire acondicionado en la sala de informática. Todos nuestros proyectos son de oferta social para mejorar la calidad de vida de nuestros vecinos y turistas.

-¿Qué mensaje le manda a sus vecinos?

–Espero que pasen unos días entrañables y divertidos, que sepan que estos días no son de descanso, sino de jolgorio y que recuerden que ‘El que canta, su mal espanta’.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos