Ocho máquinas despejan las vías principales de Segovia capital

Un vehículo de los bomberos trabaja en el acceso al centro de salud de San Lorenzo./M. A. L.
Un vehículo de los bomberos trabaja en el acceso al centro de salud de San Lorenzo. / M. A. L.

El temporal cubre las calles de la capital con veinte centímetros de nieve que impide circular en las calles secundarias

M. A. LÓPEZSegovia

Las vías principales de la ciudad de Segovia están medianamente bien, despejadas para que puedan circular con prudencia los vehículos de transporte urbano y los de emergencias. En las calles secundarias es imposible que los coches puedan entrar sin cadenas, según ha informado este domingo a mediodía la alcaldesa de Segovia, Clara Luquero.

El Ayuntamiento ha utilizado desde el sábado por la mañana 165 toneladas de sal y fundentes

El temporal ha cubierto la ciudad con veinte centímetros de nieve, con un espesor mayor en algunos sitios, y la prioridad del Ayuntamiento ha sido despejar las calles de acceso al Hospital General y los centros sanitarios, a la estación del AVE y los demás recorridos de transporte urbano, ya que, ha explicado la alcaldesa, «actuar en las vías secundarias es prácticamente imposible».

Ocho máquinas quitanieve han estado trabajando toda la noche con el servicio de limpieza viaria de la empresa FCC para tratar de mantener despejadas las vías principales. Luquero ha comentado que los bomberos han reforzado el trabajo de los equipos para atender esta prioridad, y a mediodía ha asegurado que «todas las líneas de transporte están funcionando, con precaución, y haciendo sus recorridos».

Camión de los bomberos de Segovia, en la cuneta del paseo de Santo Domingo.
Camión de los bomberos de Segovia, en la cuneta del paseo de Santo Domingo. / M. A. L.

Hasta el momento, los vehículos esparcidores han vertido 165 toneladas de sal y fundentes, aunque calculan que al final de la jornada la cantidad total será de más de 170 toneladas. «Con los medios que tenemos estamos haciendo cuanto podemos», ha declarado Luquero.

Desde primera hora ha quedado «transitable con precaución Vía Roma, igual que las avenidas de Padre Claret, Juan Carlos I, el paseo de Ezequiel González, el acceso al Hospital General, José Zorrilla y los accesos a Nueva Segovia, La Albuera y otros barrios, pero seguimos trabajando y hay que tener en cuenta que el temporal es de envergadura y estamos haciendo lo que podemos», ha comentado la alcaldesa.

Continúa cortada la Cuesta de los Hoyos y también el paseo de Santo Domingo de Guzmán hasta el barrio de San Marcos, así como otras muchas calles donde es difícil entrar por el espesor de la nieve.

Algo peor están los barrios incorporados, aunque los servicios de limpieza han logrado llegar a Hontoria y tratan de despejar los enlaces. Este domingo por la tarde tiene previsto que las máquinas entren en las calles secundarias y comiencen a hacer caminos en las aceras.

No obstante, Luquero ha recordado que es necesaria la colaboración de las comunidades de vecinos para limpiar los tramos de acera de sus fachadas, a lo que están obligados según las ordenanzas municipales.

Además, la alcaldesa ha repetido la recomendación que ya hizo ayer, «que los ciudadanos utilicen los vehículos privados lo menos posible, y que utilicen cadenas para circular por vías secundarias».

La preocupación de los responsables municipales es ahora preparar la ciudad para este lunes, día de vuelta a la actividad normal y de regreso a los colegios, en cuyos accesos trabajarán de forma intensa.

En cuanto a incidentes, bomberos y Policía Local han registrado muchos, aunque todos sin demasiada importancia. Árboles y ramas caídos por el peso de la nieve, coches atravesados sobre la calzada y alguna colisión menor por deslizamientos. Los propios bomberos han sufrido algúno de estos incidentes menores: un camión ha tenido que ser rescatado por otra dotación del servicio al salirse de la vía en el paseo de Santo Domingo de Guzmán.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos