El nuevo pliego de la ORA no subirá los precios

Aspecto actual de la plaza de San Esteban llena de coches. /A. de Torre
Aspecto actual de la plaza de San Esteban llena de coches. / A. de Torre

El Ayuntamiento estudia quitar 105 plazas de aparcamiento en el casco histórico para preservar los monumentos

César Blanco Elipe
CÉSAR BLANCO ELIPESegovia

El Ayuntamiento de Segovia ha recopilado sus datos y se los pasado a una empresa externa para que dé forma a la movilidad de la ciudad, con especial atención al centro histórico. De ese estudio –«que va a salir barato», asegura el concejal de Tráfico, Ramón Muñoz-Torrero, se extraerá, por ejemplo, el plan de aparcamientos regulados en la zona ORA. El pliego de la próxima concesión está, obviamente, sin elaborar; aunque el edil del área ya deduce algunas líneas maestras que pretende introducir el equipo de gobierno municipal del Partido Socialista.

Una es que las modificaciones que va a incorporar el documento no van a ser de gran de calado, en contra de la idea original que barruntaba el propio concejal, quien precisa que le hubiera gustado «un pliego más ambicioso y amplio». No va a ser posible, de momento, por un mero tema de tiempo. Quiere que la redacción esté lo antes posible. Otra cuestión clara es que va a tener alguna que otra inspiración en medidas que incluyen los nuevos pliegos de Toledo o de Valladolid, textos que el equipo de gobierno está estudiando con lupa.

30 céntimos, media hora

Y otra condición que deja clara Muñoz-Torrero es que «los precios se van mantener». Es decir, que el aparcamiento en zona azul o verde costará lo mismo, «más que nada porque los cambios no van a ser muy grandes», insiste el concejal. Así pues, los no residentes tendrán que abonar 30 céntimos por la media hora de estacionamiento, 60 si se alarga una hora; un euro si es por una hora y media, y 1,40 euros para dos horas. Eso en la zona azul. En las plazas verdes, la media hora cuesta 60 céntimos, y 1,20 euros vale una hora de estacionamiento.

En cuanto a los cambios, el futuro pliego de la ORA incluirá la reducción plazas de aparcamiento en rotación en el casco histórico. Esta declaración de intenciones acapara el foco de las variaciones con respecto a la actual ordenación. El edil opina que es el momento de aliviar de tráfico rodado el recinto amurallado, favoreciendo la reserva de plazas para los residentes.

Esta quita se concentrará en las proximidades de iglesias y monumentos históricos, «en la línea de lo que ya hemos hecho en el Azoguejo», explica el responsable municipal. La cifra que se ha trasladado a la empresa encargada del informe previo es de 105. Esa es la cantidad de estacionamientos que el Ayuntamiento pretende quitar en el casco histórico de la ciudad.

En iglesias y monumentos

Las zonas afectadas son varias, aunque Muñoz-Torrero destaca una sobre todas: la plaza de San Esteban, a la que «por estética y para dotarlas de una mayor sensación de amplitud» se quiere dejar lo más limpia posible de vehículos. También se restarán plazas en Marqués del Arco, junto a la Catedral, en San Nicolás, Conde Cheste, San Sebastián o la ronda de Juan II.

Aunque no varíen los precios, el futuro pliego de la ORA va a tener que incorporar las nuevas fórmulas de pago. Por ejemplo, el edil quiere que no solo se pueda pagar con monedas, sino también con tarjeta. En cuanto a la decisión de la actual concesionaria de cobrar comisión por la gestión del recargo de la aplicación E-Park, la regulación que se avecina podría contemplar una cláusula con la condición de que el pago por vía teléfono móvil «no tenga ningún coste a mayores» para el usuario, revela el concejal.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos