«No ha habido ningún secuestro en Segovia»

Tanarro

El responsable regional de la Policía, Jorge Zurita, ataja la sensación de inseguridad tras varias denuncias de madres

C. B. E.Segovia

En su visita a Segovia, el jefe superior de la Policía Nacional en Castilla y León, Jorge Zurita, repitió que la provincia es «segura». Sin embargo, tuvo que lidiar con las preguntas sobre algunos de los últimos casos que han tratado de quebrar dicha afirmación y que han agitado ese clima de tranquilidad defendido por el responsable policial.

De hecho, hizo hincapié en que la comunidad autónoma puede presumir de registrar «la tasa de criminalidad más baja de España». Y en esos baremos se mueve Segovia, aseguró Jorge Zurita. En cuanto a la detención en un piso del barrio de Nueva Segovia del conocido como ‘violador del ascensor’, el jefe superior se limitó a decir que efectivamente está en la cárcel. Por lo que respecta a las intervenciones contra el yihadismo en la provincia y la capital, Zurita manifestó que «los malos no distinguen de territorios», por lo que las detenciones y operaciones llevadas a cabo en Segovia y El Espinar en apenas medio año (de diciembre a mayo) «pudieron haber sido en cualquier otro sitio».

El jefe superior de la Policía Nacional en Castilla y León trató de cargarse de razones para defender a ultranza que «la ciudad es segura y además tiene sensación de seguridad». Su argumento más poderoso, además del compromiso y la colaboración de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estadio, el hecho de que «la tasa de eficiencia está por muy por encima de la media nacional». Es decir, que el nivel de esclarecimiento de delitos en Segovia es mayor que en el resto de España.

Otros casos que han alterado recientemente tanta calma son los supuestos intentos de rapto de menores que denunciaron varias madres en diferentes puntos: Espirdo, Valverde del Majano o la capital. Jorge Zurita fue tajante: «No ha habido ningún secuestro». Es más, «la sensación de inseguridad hizo que muchas madres no quisieran bajar con sus hijos a los parques», insinuando lo que ya se dijo entonces: la especie de psicosis que se reproduce a través de las redes sociales.

Fotos

Vídeos