Una feria con triple atractivo

El alcalde de Fuentepelayo, Daniel López Torrego, conversa con uno de los vendedores tras la apertura oficial de la Feria de Alimentación en una edición anterior. /M. Rico
El alcalde de Fuentepelayo, Daniel López Torrego, conversa con uno de los vendedores tras la apertura oficial de la Feria de Alimentación en una edición anterior. / M. Rico

Fuentepelayo celebra este fin de semana los certámenes dedicados a alimentos, regalos y mascotas

MÓNICA RICOFuentepelayo

En los últimos años las ferias de Fuentepelayo vienen pisando fuerte y han llegado a convertir la localidad en el centro geográfico provincial de este tipo de citas. El calendario ferial de la provincia de Segovia se suele abrir en marzo y lo hace en este municipio, de la mano de la Feria de El Ángel, una de las más prestigiosas, dedicada principalmente al sector agrícola, aunque abierta en los últimos años a otros productos, convirtiéndose en un gran centro de negocios.

Y de igual modo, este calendario tan especial también se cierra en Fuentepelayo, en esta ocasión con una amplia oferta, de tres ferias en una, pues durante este fin de semana, la localidad acoge el desarrollo de citas dedicadas a la alimentación, al regalo y a las mascotas, sumando así mayor variedad a una iniciativa muy consolidada en estas fechas, como es la dedicada a la gastronomía.

Con la unión de estas citas feriales, desde Fuentepelayo pueden ofrecer al público la posibilidad de adquirir diversos productos para las próximas fechas navideñas. Antes se hacía sólo con la alimentación, dando la oportunidad de adquirir una variada oferta gastronómica dulce y salada para completar su mesa durante las próximas fiestas. El año pasado se sumó la Feria del Regalo, abriendo el abanico de productos a adquirir, preparando no sólo el menú festivo navideño, sino también aquellos detalles que en estas fiestas se sitúan bajo el árbol.

A ellas este año se suma la de mascotas, una cita que cumple su séptima edición y que ha sufrido un cambio de fechas debido a las dificultades que tienen los expositores para poder acudir con sus animales en distintas épocas del año. Por ello se ha optado por diciembre, cuando las mascotas pueden realizar bien los viajes y la cita se ha unido a la celebración de las anteriores. Además, según destaca el alcalde de Fuentepelayo, Daniel López, agrupando ferias bajan los costes de organización y personal y se pueden ofrecer más opciones al público y mayor variedad de elección, abriendo así el abanico de posibilidades y aumentando las cifras de público potencial.

Variedad

En esta feria de mascotas los visitantes podrán encontrar gran variedad de animales, especialmente aves, entre las que encontramos gallinas gigantes de Jersey, diversos tipos de patos, palomas calzadas, valencianas o de Nuremberg, faisanes azules, comunes, venerados, gallinas mapuches…diferentes razas y especies, pero también mamíferos como cerdos vietnamitas. Todos ellos se podrán ver en el recinto ferial La Panera, en unos stands en los que se facilitará al público información sobre la especie que están observando, su lugar de procedencia y su lugar de cría, entre otras características de cada animal.

El transcurrir de la feria se verá animado por actividades paralelas que también se desarrollarán en La Panera, como son el concurso ‘Dibujo mi mascota’, con regalos para todos, que tendrá lugar la tarde del sábado, o, ya el domingo, un certamen de disfraces de mascotas.

No serán las únicas actividades de las que se pueda disfrutar en Fuentepelayo durante este fin de semana, pues ligadas a las ferias de alimentación y del regalo también se pondrán en marcha distintas iniciativas, como catas, degustaciones e incluso un concierto. El programa comienza mañana a las 13:00 horas en el pabellón multiusos Gabriel Martín, con una cata de uno de los platos estrella de la gastronomía segoviana, como son los judiones de La Granja. Por la tarde, a partir de las 20:00 horas los asistentes podrán disfrutar de la actuación del grupo Canela Fina. Además, para cerrar la jornada, se sorteará una gran cesta de alimentos.

'Creachef'

Las actividades continuarán durante la tarde del domingo, cuando, a partir de las 18:00 horas los más pequeños podrán disfrutar de una nueva edición de ‘Creachef’, una iniciativa en la que aprenderán a realizar platos sencillos y divertidos para sorprender en casa. Además, a las 19:30 horas todos los asistentes podrán participar en una cata de jamón.

La Feria de Alimentación, que cumple su undécima edición, contará con multitud de expositores que pondrán a la venta y darán a conocer los mejores productos locales, provinciales y nacionales, como bacalaos, chocolates, dulces, vinos, pimentón, conservas, cervezas, productos de panadería y bollería, embutidos, aceitunas y encurtidos, caza o licores, entre otros. Con ello conseguirán convertir a Fuentepelayo en el pueblo más delicioso de la provincia durante todo este fin de semana.

La iniciativa está ya consolidada y cada año selecciona los mejores productos gastronómicos para ofrecérselos a sus visitantes, quienes podrán degustar los productos más típicos y representativos de la provincia y de otras que participan, ofreciendo así una oportunidad única para probar, comprar y aprender todo lo relacionado con la alimentación y la gastronomía, y al mismo tiempo pudiendo realizar las compras de Navidad y llenar la mesa de los mejores productos.

Así, gracias a la iniciativa del Ayuntamiento de Fuentepelayo, no será necesario salir de la localidad para conocer los productos típicos, degustar los mejores caldos o descubrir la cultura gastronómica de cada zona, pues todo ello estará recogido en los cerca de 1.200 metros cuadrados del pabellón multiusos de la localidad, que este fin de semana es cita obligada para todos los amantes del buen comer y beber.

Una convocatoria en constante evolución desde hace once años

esde su primera edición, en 2006, la Feria de Alimentación, aunque con cambios y variaciones, ha vivido una buena evolución y constante progresión, con la que ha conseguido afianzarse en el calendario del puente de diciembre, y que sean muchos los fieles a esta cita y que regresan año tras año a la propuesta, tanto en el apartado de expositores como en el de visitantes. Desde la organización apuntan cómo el apoyo y la fidelidad de los profesionales del sector han permitido a la muestra superar la simple exposición de productos para convertirse en una plataforma de información y promoción del sector alimentario.

En el apartado gastronómico se ofrecen productos de empresas del sector, pero también trabajos de particulares artesanos, que utilizan la feria de Alimentación de Fuentepelayo para vender y dar a conocer sus productos, lo que consiguen gracias a este escaparate abierto al público en general y no solo a los profesionales, y a los amantes de la gastronomía, pero también a empresas especializadas.

Gracias a esta progresión, el año pasado desde la organización se optó por poner en marcha un nuevo certamen que pudiera ir ligado a la alimentación, pero también abriera posibilidades a los vecinos de cara a las próximas fechas navideñas. Así se puso en marcha la Feria del Regalo, una cita que contó con buena aceptación por parte de exposiciones y público y que este año cumple su segunda edición. En ella, los asistentes podrán encontrar multitud de ideas para pedir a Papá Noel y los Reyes Magos, tanto para los pequeños como para mayores, con productos de bisutería, piel, acero….

Así, los visitantes podrán adquirir algunos de los presentes que tengan pendientes para las próximas fechas navideñas, como juguetes, bisutería fina, todo tipo de artículos de textil –especialmente aquellos que abrigan en esta época de frío-, calzado, decoración y complementos, todo ello con la vista puesta en las fiestas navideñas que se acercan y los típicos regalos que se realizan en estas fechas.

Con la celebración de estas tres ferias, Fuentepelayo cierra ya su año expositivo, cuando en apenas unos días comenzará a preparar su cita principal: la Feria del Ángel, centrada en el mundo agrícola y ganadero. Se celebrará en torno al mes de marzo, de forma paralela con la Feria del Caballo. Ambas fueron el punto de partida para que la localidad hiciera de las ferias una de sus señas de identidad, entendiendo estas citas como instrumentos de promoción, mercadeo y comunicación, punto de encuentro entre la oferta y la demanda, iniciativas facilitadoras de negocios y una ayuda para la expansión de las empresas y el tejido empresarial de la localidad.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos