La Estación de Hontoria quiere aprovechar más sus comunicaciones

Vista del polígono de La Estación de Hontoria. /Antonio Tanarro
Vista del polígono de La Estación de Hontoria. / Antonio Tanarro

El área industrial posee una situación estratégica formidable, que se potenciará cuando acabe la obra de la SG-20 gracias a la vía directa con Valladolid

EL NORTESegovia

Bienvenidos a La Estación de Hontoria. Una antigua cizalla, que en su día sirvió para cortar metal y que fue inaugurada en el año 2009, saluda a quienes entran en el área industrial, hoy ya reconvertida prácticamente en un espacio comercial. La asociación que lleva su nombre vela por los intereses de las compañías instaladas. Su presidente, Enrique Velázquez, calcula qu puede haber en torno a 150 asociados, lo que significaría alrededor del 70% de las firmas que componen esta ‘familia’ empresarial.

El presente invita a ser «bastante optimista», aunque sin que los pies abandonen la tierra. El joven empresario afirma de que el polígono «siempre ha sido un valor para Segovia por sus comunicaciones y línea directa con Madrid». A esa ventaja estratégica, el nodo empresarial va a unir otra conexión rápida y directa con Valladolid cuando acaben las obras de la circunvalación. Y luego también hay salida hacia Ávila.

Enrique Velázquez ensalza las fortalezas de la localización y de las comunicaciones, pero al mismo tiempo expresa la sensación de que están «algo desaprovechadas». Por ejemplo, «hay un terreno enorme sin ocupar», cita el presidente de la asociación empresarial. Una de las razones de que esté así coincide con lo que piensan otros vecinos del área industrial Hontoria: «El precio del suelo es caro». Así que aboga por hacer atractiva la implantación de negocios antes de empezar a desarrollar otros planes de expansión.

Mayor flexibilización de usos

La ventaja competitiva de su cercanía y de sus comunicaciones no termina de explotar las bondades del polígono, que recientemente ha logrado un viejo anhelo como era la modificación de usos establecidos. Hasta no hace mucho, el parque empresarial ha sufrido la restricción normativa que impedía la instalación de negocios dedicados al ocio o al práctica deportiva (de hecho, se han abierto unas pistas de pádel). «Se ha logrado una mayor flexibilización», asevera Velázquez, quien dice estar «contento pero no totalmente satisfecho». Y es que hay otras carencias que lastran el dinamismo del polígono. Además del suelo caro, el presidente de los empresarios de Hontoria llama la atención sobre «el problema con la presión del agua». Velázquez también se queja de «los cortes de suministro eléctrico, que aunque no sean muy constantes generan problemas». Piensa que estas incidencias ocurren en picos de consumo, por lo que concluye que el déficit es de potencia.

El polígono ha logrado que puedan implantarse negocios dedicados al ocio y deporte

Otra demanda es la mejora del transporte público, sobre todo a raíz de la extensión comercial, ya que se trata de negocios pensados para particulares y no siempre pueden desplazarse como quieren por la falta de frecuencias en el servicio del autobús urbano, recuerda Velázquez.

Así pues, La Estación de Hontoria cada vez disfruta de «más movimiento», pero no vienen mal los empujones de las instituciones para crecer y generar riqueza y empleo. De momento, el polígono anhela la puesta en marcha del desdoblamiento de la SG-20 para afianzar la conexión directa con Valladolid.

Fotos

Vídeos