El consultorio de Cuéllar es el que registra más agresiones a enfermeros

Participantes en la marcha del Colegio de Enfermería de Segovia. /Antonio Tanarro
Participantes en la marcha del Colegio de Enfermería de Segovia. / Antonio Tanarro

El Colegio de Enfermería de Segovia celebra el día internacional con una marcha de sensibilización contra los ataques que sufre este colectivo

EVA ESTEBANSegovia

Una marcha popular por las calles de la ciudad ha sido la actividad escogida por el Colegio de Enfermería de Segovia para celebrar ayer su Día Internacional y alzar la voz contra las agresiones que sufren los profesionales sanitarios por parte de pacientes y familiares. «Con esta caminata, lo que pretendíamos era tener un momento de convivencia. Con pacientes de otro ámbito de cuidado podemos crear un ambiente más distendido y de convivencia», aseguró la presidenta del colectivo en la provincia, María José Uñón.

Bajo el lema 'No agredas a quien te cuida', los enfermeros segovianos, como colectivo «más agredido» en el conjunto de las profesiones sanitarias, buscaban «concienciar y sensibilizar» a la sociedad para evitar que vuelvan a producirse «situaciones desagradables» con algunos pacientes. «Las agresiones van en aumento, y eso es preocupante. Aunque Segovia no es de las provincias donde más ataques de este tipo de producen, sigue ocurriendo y hay que acabar con ello», argumentó Uñón.

Cada año, el Consejo Internacional de Enfermería establece los objetivos que considera pertinentes en función de las demandas y necesidades del sector, pero el colegio segoviano quiso ir más allá y estableció los suyos propios porque, según afirmaba Uñón, «es lo necesario». «A veces es una cuestión de educación, y con estas cosas podemos hacer un llamamiento».

Ataques verbales

Las agresiones que reciben los enfermeros son, en su mayoría, de carácter psíquico y psicológico. Las físicas son minoritarias, pero «no hay que olvidarse de ellas porque también existen». «Entiendo que hay determinados momentos que, cuando tú te sientes mal, puedes elevar el tono de voz, pero pasar a insultos, agredir verbalmente o incluso físicamente, eso no se tiene que consentir. Ni en nuestro medio ni en ninguno», reivindicó.

Aunque desconoce la cifra de enfermeros segovianos que ha sufrido algún tipo de agresión en el último año, Uñón reconoció que «otras provincias lo padecen más que nosotros». No obstante, confirmó que es en el centro de salud de Cuéllar donde más agresiones se han producido. «No sé decir un número exacto, pero sí que es con diferencia donde más alertas hemos recibido», subrayó. Al mismo tiempo, la presidenta confirmaba que «seguramente» haya más casos de agresiones que se desconozcan, de profesionales que trabajan en centros privados y cuyos datos y estadísticas no son públicos. «También trabajan enfermeros en centros privados y residencias y pueden sufrir agresiones, pero ese porcentaje se desconoce», apuntó.

Protocolos

En Castilla y León, de los 17.089 colegiados, los ataques a enfermeros «han aumentado» y el año pasado se registraron 195 incidencias», según dijo la presidenta.

No será por falta de apoyos y respaldo institucional. Los integrantes del Colegio de Enfermería de Segovia se mostraron «agradecidos» tanto con el Ayuntamiento de la ciudad como con la Diputación provincial y Junta de Castilla y León por el «constante» apoyo que les prestan. «Están creando protocolos y colaborando con nosotros, nos están ayudando y apoyando, y eso al final es muy importante para movilizar a la sociedad y concienciarla de que los problemas que sufrimos tienen que acabarse. Es una realidad que sufrimos», concluyó Uñón.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos