El caudal del Eresma alcanza en Coca
y Bernardos el nivel de alarma

Cunetas anegadas, hace unas horas en la carretera de Hontanares de Eresma.
Cunetas anegadas, hace unas horas en la carretera de Hontanares de Eresma. / El Norte
  • La Confederación Hidrográfica del Duero (CHD) actualiza la información de crecidas en la provincia de Segovia

La Confederación Hidrográfica del Duero (CHD) ha informado de que el río Eresma ha alcanzado niveles de alarma a su paso por los términos municipales de Bernardos y Coca, en la provincia de Segovia. Los cauces del Cega y Moros siguen altos, aunque no representan una amenaza tan grave como la que supusieron entre el domingo y el lunes. El primero anegó varias zonas e hizo que se desbordaran arroyos, como en Pajares de Pedraza, Matabuena, La Velilla, Prádena o Arcones, donde los huertos localizados a la entrada de la población quedaron inundados.

Las condiciones meteorológicas a lo largo de este martes han mejorado en la provincia segoviana. Esta tregua ha favorecido la normalización de algunos caudales. Mientras tanto, tanto el embalse de Puente Alta como el del Pontón están deseaguando.

El hecho de que las precipitaciones prácticamente hayan desaparecido del mapa provincial ha ayudado también a que se estabilice la situación del tráfico en la red viaria provincial. En concreto, la Diputación confirmaba la reapertura al paso de vehículos de la carretera SGV-3312. Esta vía, entre Garcillán y Carbonero de Ahusín, era la única que continuaba cerrada ante el crecimiento del caudal del río Eresma a lo largo de la noche del lunes, pero con esta actuación ya se ha restablecido la circulación en toda la provincia.