El Norte de Castilla

Detenido por robar fármacos para anestesia en una clínica dental e intentar incendiarla

Herramientas para forzar puertas y medicamentos incautados al ladrón. Imagen de la Guardia Civil
Herramientas para forzar puertas y medicamentos incautados al ladrón. Imagen de la Guardia Civil
  • El acusado, que fue interceptado por la Guardia Civil del Real Sitio, es un vecino de Segovia de 29 años

La Guardia Civil ha detenido al supuesto autor de dos robos que se produjeron en el Real Sitio de San Ildefonso en la madrugada del 30 de diciembre pasado, confirman fuentes de la Subdelegación del Gobierno en Segovia. El posible ladrón forzó la reja de la puerta de entrada de una empresa dedicada a la gestión de seguros, sita en paseo de Santa Isabel, aunque al final no logró entrar.

Con posterioridad a este intento, se dirigió a la urbanización Huerta del Molino, a cincuenta metros del objetivo anterior. De nuevo rompió la puerta y accedió a una clínica dental, donde sustrajo cápsulas monodosis de un medicamento que se utiliza en estos centros como anestesia.

El supuesto ladrón -un vecino de Segovia de 29 años y con antecedentes por varios delitos contra el patrimonio- realizó hasta cinco conatos de incendio, que por suerte no prosperaron aunque sí produjeron algunos daños en la propia clínica, informa la Subdeelgación.

El hombre fue interceptado e identificado por la Guardia Civil en la carretera de La Granja a Segovia, en la rotonda de las Destilerías DYC, encontrándose en su vehículo herramientas clásicas usadas por delincuentes para forzar puertas de entrada, así como los productos sustraídos en la clínica dental. Los objetos intervenidos por la Guardia Civil fueron depositados en el acuartelamiento de San Ildefonso, poniéndose a disposición de la autoridad judicial.

En la mañana del día 31 de diciembre, los propietarios de ambas entidades víctima del supuesto caco presentaron la correspondiente denuncia, por robo en grado de tentativa y daños, en el caso de la gestoría, y por robo y daños en la clínica dental. Las diligencias se instruyeron por parte de la Guardia Civil, y una vez detenido el supuesto autor, quedó en libertad con cargos, a disposición del Juzgado de Instrucción de Segovia.