El Norte de Castilla

La basura de la planta de Fuentepelayo tiene que ser retirada antes del día 22

El delegado de la Junta, los técnicos y algunos vecinos observan los montones en una visita a los terrenos.
El delegado de la Junta, los técnicos y algunos vecinos observan los montones en una visita a los terrenos. / El Norte
  • El delegado de la Junta, Javier López-Escobar, señala que la empresa podría presentar alegaciones, lo que alargaría el proceso

Los montones de residuos depositados en las tierras de labor de varios municipios por la planta de tratamiento de residuos de Fuentepelayo podrían tener los días contados, y ya con fecha definitiva. El motivo es que la empresa Agramam Compostaje ha recibido la resolución de la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Castilla y León que ordena la retirada inmediata de estos residuos, que fue firmada dos días antes por el director general de Calidad Ambiental de la Junta de Castilla y León.

El plazo para retirar los montones finalizaría el próximo 22 de noviembre, ya que en esta resolución la administración regional concede a la empresa quince días hábiles para retirar esos residuos, por lo que no se tienen en cuenta para determinar el plazo ni los fines de semana ni los días festivos.

A pesar de esta última notificación, el efecto podría no ser inmediato porque la empresa tiene un mes para recurrir esta notificación con un recurso de alzada, por lo que el plazo «podría no hacerse efectivo», lo que pone de manifiesto que los plazos en este expediente, con las garantías que establece la ley, «son complejos», según matizó ayer el delegado territorial de la Junta de Castilla y León, Javier López Escobar.

No obstante, López Escobar destacó que la decisión de la Consejería de Medio Ambiente «es firme en la resolución del problema», por lo que, «si no lo soluciona la empresa, lo resolveremos nosotros de oficio», puntualizó. Es decir, sería la Junta la que retiraría los montones y, aparte de sancionar a la empresa, le pasaría después al cobro el coste de los trabajos.

La notificación de la Junta de Castilla y León ordena la retirada de los montones de basura que se han depositado en terrenos situados en Fuentepelayo, Zarzuela y Aguilafuente. Una vez retirados deben de ser llevados a un gestor autorizado. La empresa también tendrá obligación de compostar el material de la planta y no sacar residuos fuera sin que tener la autorización de la Junta de Castilla y León.