El Norte de Castilla

El nuevo 'parking' del centro ofrece precios «entre un 20 y un 40% más bajos que la competencia»

vídeo

Un vehículo junto al aparcamiento. / De Torre

  • El aparcamiento abre tras más veinte años de polémicas

El aparcamiento subterráneo Catedral-Oblatas ha abierto hoy sus puertas en el casco antiguo de Segovia, muy próximo a la muralla, tras más de veinte años de trabas y polémicas relacionadas con los permisos, cargas hipotecarias y con el riesgo que suponía para el patrimonio de la ciudad.

El 24 de febrero de 2005 el Ayuntamiento de Segovia otorgó el permiso para construir el aparcamiento, y ya en el mes de abril la Unesco inició una investigación por tratarse de unas obras que afectaban al caso histórico de una ciudad que ostenta la declaración de Patrimonio de la Humanidad, informa Efe.

Fotos

  • Inauguración del nuevo aparcamiento subterráneo Catedral-Oblatas

Un mes más tarde, las obras del proyecto realizado por la sociedad Hotel Reina Doña Juana en el inmueble del antiguo convento de Las Oblatas tuvieron que paralizarse por el derrumbe de un talud.

También la Real Academia de Historia y Arte de Quince y la de San Fernando denunciaron esta construcción por considerar que «afecta tanto a los restos arqueológicos existentes en el lugar como a la morfología arquitectónica y urbana y a la visión paisajística del conjunto histórico de Segovia». El siguiente paso lo dio el Ayuntamiento en 2014 cuando legalizó los accesos y concedió todos los permisos para su uso.

No obstante, la falta de la división horizontal para el reparto de plazas y los problemas de la empresa promotora con Bankia, por la aplicación de cargas hipotecarias, provocaron que tan solo pudieran utilizar el aparcamiento los clientes del hotel Convento Capuchinos y algunos propietarios que ni siquiera tenían adjudicada su plaza.

Veintiún años después de que comenzaran las obras, residentes, trabajadores, ciudadanos y turistas cuentan con un aparcamiento más en el centro de la ciudad, con una superficie de 10.000 metros cuadrados y 454 plazas, lo que supone, según la alcaldesa de Segovia, Clara Luquero, «una estupenda noticia y un alivio para el tráfico del centro».

El presidente de la empresa gestora, APK2, Cristian Abelló, ha insistido durante la inauguración del aparcamiento en que los precios son «los más competitivos de la ciudad ya que tienen una rebaja de entre el veinte y el cuarenta por ciento respecto a la competencia».