El Norte de Castilla

Todos los grupos se unen para solicitar la entrada de Cuéllar en la Red de Juderías de España

Parte de la Corporación, durante el pleno.
Parte de la Corporación, durante el pleno. / M. R.
  • La agrupación lucha por la defensa del patrimonio arquitectónico y cultural del legado sefardí

El pleno del Ayuntamiento aprobó por unanimidad que Cuéllar solicite su inclusión en la Red de Juderías de España, una asociación pública sin ánimo de lucro que tiene como objetivo la defensa del patrimonio urbanístico, arquitectónico, histórico, artístico y cultural del legado sefardí en España. Los miembros del grupo actúan de forma conjunta en esa defensa promoviendo proyectos culturales, turísticos y académicos y realizando una política de intercambio de experiencias nacionales e internacionales, además de promover políticas sostenibles de desarrollo en turismo cultural especializado en cada uno de sus municipios.

El concejal de IU, Alberto Castaño, mostró el apoyo de su grupo para la recuperación y puesta en valor del patrimonio e historia de la localidad, recordando que, aunque en Cuéllar no queda mucho patrimonio arquitectónico ni físico de la presencia de los vecinos que profesaban la religión judía en la villa, sí quedan documentos que así lo atestiguan y que, según detalló está investigando Julia Montalvillo «en una magnífica labor de investigación histórica».

Para IU, esa parte de la historia «también merece la pena» y tiene que ser recogida y recopilada «para el conocimiento tanto de los propios vecinos de la villa y de quienes nos visiten». Señaló que en cierta forma «servirá como recuerdo y desagravio a esta comunidad que sufrió persecución y expulsión por motivos religiosos», a la vez que aprovechó para señalar que desde Izquierda Unida condenan cualquier tipo de discriminación y dar un toque de atención con algunos judíos que lo sufrieron y que viven en el actual estado de Israel y su comportamiento hacia el pueblo Palestino.

Castaño afirmó estar de acuerdo con la solicitud de ingreso en la Red de Juderías de España, siempre que esta sirva para recopilar y transmitir esa parte de la historia. Para dar su voto favorable solicitó que se informe de las obligaciones para la villa de Cuéllar si pasara a pertenecer al grupo, como el importe de las cuotas reglamentarias y aportaciones extraordinarias que pudieran establecerse «porque es dinero procedente de los impuestos de todos los vecinos y tienen derecho a saber su cuantía y a qué se destina».

En representación del equipo de gobierno del Partido Popular, el concejal Javier Hernanz destacó, además de las posibilidades que puede suponer para la villa el ingreso en la red, la próxima modificación de los estatutos, por lo que no se pudo comprometer a indicar un importe, señalando que además de pagar la cuota, también se recibirán ayudas. Por su parte, la concejala Nuria Fernández indicó que se había informado de que no será más de lo que supone la pertenencia de la villa a la Asociación ‘No te pases siete pueblos’, cifra que asciende a los 13.000 euros.

El Partido Socialista también anunció su voto a favor. Su portavoz, Carlos Fraile, consideró una cuestión muy positiva que Cuéllar esté dentro de la Red y mostró su confianza en que la solicitud fuera aprovechada. También solicitó que, progresivamente, durante los próximos años, se destinen recursos económicos para mejorar la judería, tanto para el arreglo de calles como para los edificios existentes.

Dos inmuebles

Recordó que el Ayuntamiento posee dos inmuebles en el entorno de la judería y que también podría llegar a acuerdos puntuales con propietarios de otros edificios de la zona, «bien para mejorar su aspecto exterior o para directamente ser adquiridos», señalando de forma directa la edificación entre la calle Judería y la calle Rabí Simuel.

Hernanz agradeció su apoyo y recordó que se trata de un grupo de enlace cultural, sin tintes ideológicos o políticos, y recordó que la unanimidad por la que se aprobó finalmente el acuerdo puede ser un impulso para el ingreso, señalando que es un proyecto de gran interés, aunque existen muchos municipios esperando poder acceder a la Red.