El Norte de Castilla

La escuela 'aneja' de Segovia elimina fronteras

Una de las visitantes japonesas realiza origami con los escolares del colegio Fray Juan de la Cruz.
Una de las visitantes japonesas realiza origami con los escolares del colegio Fray Juan de la Cruz. / El Norte
  • Alumnas de la Universidad de Kobe acercan la cultura japonesa a los escolares del colegio Fray Juan de la Cruz

El colegio Fray Juan de la Cruz, conocido como Aneja, recibió la visita de Yoshiko Tanaka e Hisako Shimada, alumnas de la Universidad Internacional de Kobe que participan en un programa de lengua y cultura españolas en el marco de un convenio entre la empresa japonesa Orto Group y la Concejalía de Turismo. Las dos visitantes son estudiantes de un doctorado sobre la enseñanza del castellano a mayores puesto en marcha por la Universidad de Kobe.

En concreto, visitaron las clases de 4º y 6º de Primaria, con cuyos alumnos realizaron origami y escritura japonesa. Además, dieron a conocer una serie de objetos típicos y de costumbres de la cultura japonesa. La visita a los centros educativos es una de las actividades que más éxito tiene entre los estudiantes de este programa, que cada año recibe a varios grupos de japoneses de todas las edades. «El paso por los colegios les gratifica especialmente, por la motivación que encuentran y la respuesta entusiasta de los alumnos a todas sus actividades sobre la cultura japonesa», señalan fuentes del centro educativo.

Durante su estancia en la ciudad, donde conviven con familias segovianas, Yoshiko Tanaka e Hisako Shimada practican el español y profundizan sobre la cultura de nuestro país. Además, para dejar constancia de su paso por Segovia, el 21 de septiembre, en el Paseo de Santo Domingo, plantaron un cerezo.

El área de Turismo Idiomático viene desarrollando este programa desde el año 2009. En este tiempo y tras 13 ediciones, se ha conseguido consolidar y establecer relaciones con cinco universidades japonesas: Kobe Gaidai, Kwansei, Kinki, Doshisa y Kyusyu.

Las perspectivas que presenta este segmento turístico siguen siendo inmejorables, ya que permite a los destinos como Segovia combatir la estacionalidad y fidelizar a unos alumnos que posteriormente suelen repetir la visita como turistas, con sus familias y amigos.