El Norte de Castilla

Los usuarios del transporte a Madrid lamentan que la Junta deje el tren fuera del convenio

Un grupo de pasajeros sube a un tren de alta velocidad en el andén de la estación Segovia-Guiomar.El Norte
Un grupo de pasajeros sube a un tren de alta velocidad en el andén de la estación Segovia-Guiomar.El Norte
  • El consejero lo desmiente y asegura que los abonos mensuales para el ferrocarril desde Segovia «serán los mismos que desde Ávila»

Los usuarios segovianos del transporte a Madrid lamentaron ayer, a través de un comunicado oficial, que la Junta de Castilla y León haya dejado fuera del Convenio de Transportes con Madrid el transporte por ferrocarril desde Segovia, pues «únicamente el transporte en autobús desde Segovia a Madrid, con La Sepulvedana, quedará bajo el paraguas del convenio», sostienen.

Los afectados consideran «sorprendente» la omisión, «ya que la Junta sí que ha incluido en la vecina provincia de Ávila (también afectada por el convenio) el tren de media distancia Ávila-Madrid junto con el autobús (Jiménez Dorado), y, por lo tanto, los abulenses verán una gran reducción en las tarifas tanto del autobús como del tren en su desplazamiento a Madrid. Sin embargo, paralelamente los segovianos únicamente verán reducidas las tarifas del autobús, pero no así del tren».

Según los usuarios, esta «discriminación» al tren de la provincia de Segovia «deja de lado» a cientos de personas que utilizan el tren para desplazarse a Madrid, tanto desde Segovia capital mediante la alta velocidad desde la estación de Guiomar, como a casi una decena de localidades segovianas por las que discurre el tren regional Segovia-Madrid (Segovia, Ortigosa del Monte, Navas de Riofrío, La Losa, Otero de Herreros, Los Ángeles de San Rafael, La Estación de El Espinar, San Rafael y Gudillos).

En su opinión, la Junta ha perdido una buena ocasión de revitalizar la histórica línea regional Segovia-Madrid, «muy maltratada desde hace años por Renfe y la Administración y que ha visto como desde el 2013 se han recortado los servicios a la mitad y se ha obligado a hacer un trasbordo en Cercedilla». Los usuarios creen que las medidas adoptadas parecen servir de «excusa» para acabar en un futuro con la línea, «y que ahora la Junta perpetúa al dejar dicha línea Regional al margen del Convenio mientras que la de Ávila sí la incluye».

La plataforma de usuarios denuncia igualmente la discriminación de la línea de alta velocidad Segovia-Madrid. Su exclusión del convenio de transportes «puede suponer en la práctica que los usuarios que utilizan el tren se pasen a utilizar el autobús para desplazarse a Madrid debido al atractivo de los precios más competitivos de La Sepulvedana en virtud al nuevo convenio. Esta situación puede desembocar en la saturación de la línea de autobús a Madrid prestada por La Sepulvedana, incrementando los problemas de ocupación de los autobuses que ya se dan actualmente, sobre todo en las localidades intermedias de la línea como San Rafael, donde muchas veces la gente se queda en tierra debido a que los autobuses llegan desde Segovia llenos».

Por todo ello, los afectados exigen a la Junta de Castilla y León que, en las negociaciones que va a mantener con Renfe para incluir el tren de Ávila en el convenio, «incluya tanto la línea regional Segovia-Madrid, que cubre los pueblos segovianos, como a la alta velocidad Segovia-Madrid».

«No hay agravio»

Por su parte, el consejero de Fomento de la Junta de Castilla y León, Antonio Suárez-Quiñones, aseguró ayer que los abonos mensuales para el transporte en ferrocarril desde Segovia hasta Madrid «serán los mismos que desde Ávila», informa Efe.

Suárez-Quiñones aseguró que no supone «ningún agravio comparativo», tal y como ha denunciado la Plataforma de Usuarios de la Sepulvedana, aunque alegó que en Segovia, en los cinco años de vigencia del convenio, «nadie ha solicitado acogerse al abono de tren», que hasta ahora suponía pagar la tarifa ordinaria y se regalaba el abono de la zona C2 de Madrid.

En el nuevo convenio, y a petición de los propios usuarios, en vez de regalar el abono C2, la Junta de Castilla y León ha optado por rebajar el precio del abono un 50%, lo que supone que un abulense pagará 130 euros al mes en lugar de 260, mientras que en Segovia todavía está pendiente la aprobación del precio por parte de Renfe, aunque ya ha confirmado que «los segovianos también pagarán la mitad» en trenes de media distancia. El consejero ha matizado que la tarifa que encararán los segovianos aún no ha sido facilitada por Renfe, a pesar de que la Junta tiene «todo cerrado» y el dinero, «aprovisionado».

Suárez-Quiñones justificó la falta de demanda en el hecho de que las comunicaciones de Segovia con Madrid estén «cubiertas por otros medios». El responsable de Fomento y Medio Ambiente explicó que Segovia tiene un Ave que transporta «muy rápido» a la capital de España, con unos abonos que a los usuarios les parecen «más rentables» por «comodidad», lo que hace que no utilicen la opción de la media distancia ferroviaria, ya que la alta velocidad no está recogida en las ayudas del convenio.