El Norte de Castilla

«La clave es combinar las tradiciones con la diversión propia de las fiestas»

La alcaldesa de Cabezuela, Ana María Agudíez.
La alcaldesa de Cabezuela, Ana María Agudíez. / R. Gómez
  • La regidora de Cabezuela habla de la elaboración del programa de fiestas y de futuros proyectos para el pueblo

Un programa de fiestas no se hace por sí solo. Necesita la participación y colaboración del Ayuntamiento y de los vecinos del pueblo. La alcaldesa, Ana María Agudíez es la principal responsable de los festejos del pueblo, pero nada sería posible sin la ayuda de algunos cabezolanos.

–¿Qué tiene Cabezuela para que la gente vaya a sus fiestas?

–Cabezuela tiene algo especial, sin duda, la hospitalidad de sus gentes. Tenemos una serie de tradiciones que son una seña de identidad del pueblo, como la devoción que se tiene al Cristo del Humilladero y los festejos taurinos. También son días de diversión, alegría, con buenas verbenas y charangas. Destacar sobre todo la tradicional sifonada en la que la plaza se llena de agua y de color.

–¿En cuánta gente aumentará el pueblo en estas fiestas?

–Al igual que en verano suele duplicarse el número de habitantes, censados somos unos 700, y le hablo solo de los que se quedan en Cabezuela, el número aumenta bastante con los que vienen de pueblos de alrededor.

–¿Qué novedades trae este año el programa de fiestas?

– Todos los años intentamos que haya alguna novedad, el año pasado incorporamos los fuegos artificiales y fue todo un éxito. Este año como novedad tenemos el festejo taurino de rejones. Siempre lo hemos hecho con los alumnos de las escuelas de tauromaquia, pero este año añadimos rejonespara el sábado. Otra novedad es la actuación de los batukones con su espectáculo ‘Latidos de Fuego’.

–¿Cuáles son los eventos más importantes, los más multitudinarios?

–Yo creo que hay cuatro muy llamativos. En primer lugar, el pregón, que todos los años pronuncia alguien que tenga algún vínculo con el pueblo. En este caso es Mario Antón, profesor de música que nació en Cabezuela. Fundamental también la procesión y la ofrenda al Cristo del Humilladero que se hace el día de la Exaltación de la Santa Cruz, algo muy importante para todos los vecinos. Luego los encierros, campestres o por las calles del pueblo atraen a mucha gente, además se ofrece chocolate. Y por último, la sifonada, en la que mucha gente acude a empaparse a la plaza y a divertirse. Estos actos son los más llamativos. Como decía, se combinan las tradiciones con la diversión propia de la fiesta.

–¿Con qué presupuesto cuentan este año para las fiestas?

–Aproximadamente tenemos un presupuesto de unos 65.000 euros, algo mayor al del año pasado porque también son más días de fiesta. Este presupuesto no solo es para esots días, desde el 29 de agosto hemos estado realizando eventos culturales que se han cubierto con este dinero.

–¿De qué manera colaboran los peñistas y vecinos del pueblo?

–La asociación de peñas colabora activamente con la organización del programa de fiestas y economicamente financian charangas, discomóviles, etcétera. Normalmente nos reunimos con todas las asociaciones que hay en Cabezuela, que son muchas, y juntos conformamos el porograma festivo. También quiero destacar la alta participación por parte de los vecinos del pueblo.

–¿Cuál es su misión de la reina y damas en las fiestas?

–Los quintos de Cabezuela se reunen y eligen a la reina y damas y todos ellos son los portagonistas de las fiestas presidiendo los eventos religiosos y los festejos taurinos.

–¿Tienen algún proyecto para el pueblo en los próximos meses?

–Lo que tenemos más cercano es arreglar las aceras más deterioradas y asfaltar el camino que lleva al cementerio pero nuestro proyecto estrella que llevamos tiempo queriendolo hacer es mejorar la situación de los lavaderos, recuperar ese patrimonio artístico cultural que tenemos en Cabezuela.