La remodelación de la estación de autobuses se prolongará hasta 2019

Interior de la estación de autobuses de Salamanca. /WORD
Interior de la estación de autobuses de Salamanca. / WORD

El Ayuntamiento aprueba un nuevo convenio con la Junta, que sustituye al ratificado en noviembre de 2016, que retrasa los plazos de las inversiones

Ricardo Rábade
RICARDO RÁBADESALAMANCA

La ansiada remodelación de la estación de autobuses de la capital salmantina no será una realidad en el año 2018 y todo apunta a que su estreno se postergará al año 2019, pese a las promesas y plazos lanzados de forma reiterada a lo largo de los últimos meses por el consejero de Fomento de la Junta de Castilla y León, Juan Carlos Suárez-Quiñones, y por el alcalde de la ciudad, Alfonso Fernández Mañueco.

Esta nueva demora obedece a que la Comisión de Fomento y Patrimonio del Ayuntamiento aprobó ayer la firma de un nuevo convenio con la Junta de Castilla y León para la reforma de la terminal de transportes, acuerdo que reemplaza a un convenio de similares características que autorizó la propia Comisión de Fomento y Patrimonio del Consistorio el 28 de noviembre de 2016. La rúbrica de este nuevo documento recibió ayer el refrendo del PP y Ciudadanos, el voto contrario de Ganemos y la abstención del PSOE, grupo político que concretará este próximo viernes su postura definitiva durante el debate sobre el nuevo convenio para la reforma de la estación de autobuses que tendrá lugar en la sesión plenaria del Ayuntamiento.

El portavoz municipal del PSOE, José Luis Mateos, puntualizó que «se ha aprobado un nuevo convenio, el Ayuntamiento sigue aportando 500.000 euros pero lo hará en dos anualidades, una en 2018 y otra en 2019, por lo que entendemos que la reforma no estará lista en 2018, como dijo el consejero».

El grueso de la inversión corresponderá a la Junta de Castilla y , que aportará unos 4,4 millones que, sumados a los 500.000 euros procedentes de las arcas municipales, representan una inversión total de 4,9 millones.

Sin embargo, este año resulta prácticamente imposible que se puedan iniciar las obras de reforma, dado que la Junta de Castilla y León únicamente ha consignado en las partidas presupuestarias de 2017 una partida de más de 800.000 euros para la redacción del proyecto, según matizó el portavoz municipal socialista José Luis Mateos. «El nuevo convenio que se ha aprobado en la Comisión de Fomento prevé la misma inversión de 500.000 euros por parte del Ayuntamiento, pero no dividida entre los años 2017 y 2018, sino entre 2018 y 2019», recalcó el edil socialista.

La estación de autobuses de Salamanca acumula varias décadas de deterioro en sus instalaciones. Pese a que para los años 2009, 2010 y 2011 se incluyeron partidas en el presupuesto de la Junta de Castilla y León, las mejoras en la infraestructura nunca llegaron y el Gobierno regional optó por construir una estación nueva en Ávila mientras la salmantina continuaba envejeciéndose a pasos agigantados con desperfectos poco disimulables.

Una cuestión meramente burocrática, referida a la adaptación a la normativa vigente del convenio que debían firmar la Junta y el Ayuntamiento, junto con unas modificaciones del proyecto que la Consejería de Fomento estuvo negociando con las empresas concesionarias de las líneas regulares de autobuses, han retrasado en los últimos meses la materialización de este proyecto.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos