«Tenemos un problema, que nos preocupa mucho, que es la falta de médicos en Las Villas»

Florentino Hernández, alcalde de Villoruela.
Florentino Hernández, alcalde de Villoruela. / Word
Florentino Hernández - Alcalde de Villoruela

M. JESÚS GUTIÉRREZVilloruela

Los vecinos de Villoruela celebran desde hoy sus fiestas en honor a la Virgen del Carmen, pero también al Cristo de la Esperanza, que antiguamente se festejaba a finales de mayo. Sobre estas celebraciones y también de la gestión municipal habla el alcalde, Florentino Hernández, en esta entrevista.

-¿Desde cuándo y por qué celebran las festividades de la Virgen del Carmen y del Cristo de la Esperanza de forma conjunta?

-En Villoruela tradicionalmente se celebraba la festividad del Cristo de la Esperanza, que era el 29 de mayo y era la fiesta grande. También se celebraba San Sebastián en enero y la Virgen del Carmen en julio. Por circunstancias de la vida, por motivos de trabajo y porque era época de exámenes para los estudiantes, hace diez años se hizo un ‘referéndum’ y se cambió la fiesta del Cristo de la Esperanza para celebrarla junto a la Virgen del Carmen. Aún así, se sigue haciendo la fiesta de mayo, pero la mayor parte de los actos se han pasado a julio.

-¿Qué tipo de actos se incluyen en estas fiestas?

-Hay de todo y para todas las edades y gustos. Hay actos para niños, para la gente mayor, para los jóvenes pues hay verbenas, toros, comidas populares, juegos clásicos... Es un programa para un pueblo de 860 habitantes y te puedes encontrar, por ejemplo el sábado por la noche, con 4.000 personas en Villoruela, puesto que se trata de un programa atractivo.

-¿Hay alguna novedad en el programa o algún acto a destacar?

-Como todas las cosas funcionan bien pues las repetimos. Pero como novedad este año tendremos el tobogán acuático para adultos y para niños, que no hemos tenido otros años. También recuperaremos la concentración de coches clásicos, el concurso de autos locos y también el morfológico de galgos.

-¿Qué es lo que más demandan los vecinos y por eso no lo pueden quitar de la programación?

-Todo, los toros y las verbenas la gente joven, las comidas todo el mundo, los actos de los niños tienen mucho éxito. En general todo, porque la ofrenda floral de año en año crece y ya no puede crecer más porque va todo el pueblo. En definitiva, el programa es una consolidación de los actos de los últimos años y la gente está muy contenta con todo.

-Al ser prácticamente las primeras fiestas de Las Villas, ¿acudirá mucha gente de los pueblos de alrededor?

-El sábado por la noche, sobre todo, a la verbena viene mucha gente, incluso de Salamanca, Santa Marta, Villamayor... Pasamos de 860 personas a 4.000 y eso que muchos mayores se están en casa.

-¿Qué presupuesto destinan a estas fiestas?

-Entre 30.000 y 35.000 euros, en la misma línea que otros años, que no es un presupuesto alto para como son las fiestas de Villoruela.

-Una persona que no conozca el municipio, ¿por qué debería venir a sus fiestas?

-El pueblo tiene sus encantos aparte de las fiestas, en las que la participación es muy grande. Somos un pueblo, como todos los de la provincia de Salamanca y de España, que atendemos bien a la gente que venga, pero Villoruela tiene otros encantos como los secretos de la artesanía del mimbre. Por otro lado, a las fiestas nos gusta que venga la gente que por desgracia se ha tenido que ir a trabajar a otras localidades y las fiestas son un momento de retorno para estar todos juntos.

-En otro orden de cosas, ¿qué balance haría de la gestión municipal de esta legislatura?

-Hemos acabado las obras de los Planes Provinciales anteriores y tenemos una gran ilusión por abrir la casa asistida, que lleva casi acabada 10 años, para dar servicio a los mayores del pueblo y también de alrededores. Y en la segunda parte de la legislatura seguiremos con saneamiento y pavimentación de las calles. Y a nivel de infraestructuras (multiusos, pabellón... lo tenemos todo), por lo que tenemos que seguir con el mantenimiento de todos los edificios municipales e ir adecentando y saneando el pueblo. Pero en lo que estamos centrados es en la apertura de la casa asistida, que tiene 10 plazas y cuya gestión sacaremos a concurso.

-¿Qué dificultades o problemas tiene un municipio como Villoruela?

-Tenemos un problema, que nos preocupa mucho, y es la falta de médicos y vamos a empezar a protestar. Teníamos ocho para toda la zona de Las Villas y ahora nos han dejado seis, con los consiguientes problemas de guardias, de vacaciones... Yo estoy en contra de que se esté hablando de la ordenación del territorio y no haya medios para ello, ahora no los tenemos y encima nos los están quitando, pues estoy totalmente en contra y creo que la gente se va a ‘levantar en armas’, va a protestar, porque no vamos a aguantar este tipo de cosas. Que no nos cuenten milongas y nos digan que se está apoyando al mundo rural cuando es totalmente lo contrario. Este año, por ejemplo, la subvención de minusválidos que era de 5.000 euros este año la han reducido a 4.100 euros.

Fotos

Vídeos