La línea ferroviaria hasta Ávila mantiene su estatus de obligación de servicio público

Un grupo de viajeros sube a un tren en la estación de Ávila./EL NORTE
Un grupo de viajeros sube a un tren en la estación de Ávila. / EL NORTE

En teoría mantendrá sus precios y conexiones durante cuatro años, aunque algunas voces piden cautela y ver cómo se aplica dicho estatuto

D. BAJO / WORDSALAMANCA

El Ministerio de Fomento anunció hace unos días que la línea férrea entre Salamanca y Madrid por Medina del Campo pasaba a ser considerada de servicio público. Esto implica que «el Estado garantiza su prestación a través de la financiación de su déficit de explotación». En otras palabras, que aunque la línea no sea eficiente (muy pocas lo son), el Estado asumirá los costes necesarios para mantener los servicios y conservar unos precios asequibles.

Es una gran noticia para Salamanca, pero algunos se han preguntado qué pasará ahora con la otra linea que une Salamanca y Madrid y que discurre por Peñaranda y Ávila, entre otras localidades. Si todo el mundo decide viajar a Madrid por Medina del Campo ¿qué hará Renfe con la línea a Ávila? La ruta Salamanca-Avila-Madrid es vital para cientos de estudiantes de Peñaranda, su comarca y la capital vecina, así como para los trabajadores que van y vienen entre ambas ciudades.

Tal y como ahora sucede con la línea a Medina, es una ruta de servicio público. El miedo de algunos colectivos era que Fomento le retirase esa condición y tuviese manos libres para suprimir los servicios menos usados.

La respuesta definitiva está en la misma nota de prensa que Fomento envió cuando anunció la buena nueva de la línea por Medina del Campo. Según Fomento «se mantienen todos los servicios ferroviarios actuales». No hay más menciones a las actuales obligaciones de servicios público.

En la Plataforma en Defensa del Ferrocarril prefieren ser prudente. Señalan que las obligaciones de servicio público se modifican cada cuatro años, por lo que la pervivencia de línea Salamanca-Peñaranda-Ávila-Madrid parece garantizada al menos a medio plazo, pero aún hay cuestiones que necesitan una respuesta. «Habrá que ver el día a día y los precios, frecuencias, tarifas... y que el ferrocarril cumpla con las necesidades de la ciudadanía». Los portavoces de la plataforma insisten en que hay que darle tiempo al tiempo y ver qué precio tiene los billetes por Medina del Campo y por Ávila para ver si viajar a Madrid por la nueva línea es realmente más ventajoso, en término monetarios, que por la antigua.

En cuanto a la ruta por Medina del Campo «en principio nos parece bien que esté subvencionado, porque lo hace más asequible, que era una de nuestras peticiones». El deseo de la plataforma siempre ha sido incentivar el uso de las líneas férreas y medidas como abaratar el precio sin duda contribuyen a ello. Su otra reivindicación clásica es recuperar líneas entre Salamanca y otras ciudades, como la desaparecida conexión directa con Barcelona.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos