Los hallazgos en el Cerro de San Vicente «superan las expectativas» del Consistorio

Carlos García Carbayo escucha las explicaciones de Cristina Alario sobre los castros prerromanos. / Víctor Antoraz

Descubren la ubicación de la artillería francesa durante la ocupación de la ciudad en el siglo XIX

DANIEL BAJO PEÑASalamanca

El Cerro de San Vicente desvela poco a poco sus secretos y añade nuevos capítulos a la historia de la ciudad. El concejal de Patrimonio, Carlos García Carbayo, visitó ayer las dos excavaciones arqueológicas que el Ayuntamiento está impulsado en dicha zona y que ya han dado resultados.

El primero investiga restos relacionados con el antiguo convento de San Vicente, como la casa de recreo de los monjes, el mirador y la ubicación de las baterías artilleras francesas durante la Guerra de Independencia. García Carbayo, acompañado por la arqueóloga Elvira Sánchez, confirmó ayer que los expertos ya han encontrado estas estructuras y que «superan las expectativas que teníamos. Están en mucho mejor estado del que suponíamos», corroboró. Dichas baterías estaban orientadas hacia lo que hoy es el complejo hospitalario.

Esta investigación también excavará los bancales que miran hacia la Vaguada de la Palma «para conocer cuál fue el sistema utilizado en los huertos. Hay una pila, una noria y una supuesta necrópolis tardorromana, que no estamos seguro de que exista». El concejal, no obstante, confesó que era «optimista». «Creo que seguiremos descubriendo cosas muy interesantes en cerro», añadió.

El segundo proyecto de investigación se desarrolla en colaboración con la Junta de Castilla y León y la Universidad de Salamanca y se centra en los restos del poblado prehistórico, datados en la Edad del Hierro, hace unos 2.700 años. «La buena noticia es que se reanudan los trabajos de investigación arqueológica en este área», afirmó García Carbayo.

Una veintena de estudiantes de Historia, comandados por la arqueóloga Cristina Alario y el profesor Antonio Blanco, excavarán en los castros prerromanos durante el mes de julio y en agosto trabajarán en el procesado de datos y en la redacción de informes. El concejal explicó que «la idea es conocer mejor el proceso de construcción y desarrollo de estas cabañas. Se tomarán muestras y se analizarán. Colaborarán con nosotros especialistas de Santiago, Burgos Madrid y el CSIC. A partir de esas muestras se tendrá conocimiento mas profundo del poblado originario de Salamanca».

El Cerro de San Vicente tiene 20.000 metros cuadrados de superficie excavable y tres metros de estratos en los que buscar restos. Su riqueza arqueológica y su historia (allí nació Salamanca y allí se instalaron las tropas francesas que destruyeron media ciudad a principios del siglo XIX) lo han convertido en un atractivo turístico más. El programa de visitas guiadas ha atraído a cientos de personas y, según García Carbayo, estos hallazgos podrían convertirse en un nuevo atractivo. «El visitante que ya conozca el cerro y que venga en programa de visitas guiadas ya verá las novedades», comentó. «Ya era interesante con los miradores, los restos y la exposición dentro del edificio. Es muy interesante» y ahora ese interés «se acrecienta. Seguro de que en el futuro será más interesante aún», concluyó.

Fotos

Vídeos