La Escuela de Folclore suma a los toques salmantinos el País Vasco y Andalucía

Foto de familia de los participantes tras la inauguración en el Palacio de los Águila. / S.G.
CIUDAD RODRIGO

Esta iniciativa se inauguró ayer y se extenderá hasta el sábado, al igual que el I Festival hispano-luso de música tradicional

Silvia G. Rojo
SILVIA G. ROJOCIUDAD RODRIGO

Se ha convertido en otro de los clásicos del verano de Ciudad Rodrigo y, en este 2017, la VI Escuela de Verano de Folclore que se inauguró ayer, llega reforzada con el I Festival hispano-luso de música tradicional que discurrirá de forma paralela también hasta el próximo sábado en horario nocturno.

Cefe Torres, una de las cabezas visibles de esta escuela que promueve el Ayuntamiento, destacó que «cada año es un reto porque estamos contando siempre con figuras del máximo exponente y, en este caso, hemos intentando variar un poco el programa de cada año aunque sin duda estarán los ritmos y los toques salmantinos, en este caso de la mano de Berna Pérez».

Pero en este 2017, los organizadores también han apostado por el País Vasco que «era una reclamación constante de los alumnos y estará Nacho Montero, un gran bailarín y coreógrafo que será el que nos haga despertar por la mañana a través de esos ritmos y después nos enseñará los bailes concretos del País Vasco», especificó Cefe Torres.

Además, Aleix Tobías, uno de los miembros del grupo Coetus, impartirá el taller de percusión ibérica tradicional y, como novedad, este año contarán con Antonio del Pino, que desarrollará una taller dedicado a la iniciación del cajón flamenco.

En relación a toda esta mezcla de sonidos, Cefe Torres indicó que «los ritmos siempre son latidos del corazón y siempre hay una confrontación pero, a la vez, hay mucha similitud; digamos que es sota, caballo y rey y lo que se aprecian son los matices, la forma de interpretarlo en cada zona».

En relación a los alumnos, que proceden de toda la geografía nacional, Torres recordó que «siempre tenemos gente muy variopinta porque, por un lado, tenemos a gente amante del folclore que se dedica a ello como profesión, a otra gente que acude por puro ocio y luego hay mucho docente».

Esta escuela concluirá el sábado.

Fotos

Vídeos