Más de 300 cazadores defienden su «forma de vida» en la Plaza Mayor

Participantes en la protestea de ayer en la Plaza Mayor./Antoraz
Participantes en la protestea de ayer en la Plaza Mayor. / Antoraz

Como en otras muchas ciudades del país, reivindicaron que cesen los insultos, ataques a un colectivo esencial para el desarrollo del mundo rural

REDACCIÓN / WORDSalamanca

La Plaza Mayor de Salamanca acogió esta mediodía la concentración de unas 300 personas que reivindicaron la caza como «forma de vida» y exigieron que se ponga fin a los ataques de animalistas y ecologistas.

Los participantes, en su mayoría cazadores, con presencia de familias enteras, reclamaron «respeto» a esa actividad y a todas las personas que la practican, tal y como señaló el delegado en Salamanca de la Federación de Caza de Castilla y León, Javier Tendero, al tiempo que denunció el acoso que están sufriendo a través de las redes sociales.

También el presidente de la Asociación de Rehalas Regionales Españoles Rehala y Libertad (ARRECAL), Pedro Pérez, sostuvo que la caza «la necesita el campo» y defendido la labor que realizan los que viven en el mundo rural.

La concentración concluyó con la lectura de un comunicado en defensa de la práctica de esta actividad que realizó la vicepresidenta segunda de la Diputación de Salamanca, Chabela de la Torre.

Más de 100.000 cazadores se manifestaron en 40 capitales de provincia de toda España en defensa de la actividad cinegética. Durante las concentraciones, el sector cinegético reivindicó su derecho a practicar una caza ética y sostenible y demandó a las Administraciones Públicas sensibilidad ante los problemas, demandas y necesidades del colectivo. Además, se recordó que la caza ha sido reconocida por múltiples organismos internacionales, incluida la Comisión Europea, como clave y esencial para el desarrollo económico y social del mundo rural.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos