Las autoridades lamentan el «trimestre trágico» que viven las carreteras de la provincia

Autoridades e invitados al acto en la Jefatura de Tráfico. /WORD
Autoridades e invitados al acto en la Jefatura de Tráfico. / WORD

Apelan «a la conciencia y la responsabilidad» de los conductores para mitigar unas cifras «inaceptables» de víctimas que ya superan a las de 2016

D. BAJO / WORDSALAMANCA

El subdelegado del Gobierno en Salamanca, Antonio Andrés Laso, hizo ayer un llamamiento a «la conciencia y la responsabilidad» de los salmantinos para tratar de frenar la terrible racha de accidentes de tráfico que están padeciendo las carreteras de la provincia.

El subdelegado participó en un acto en la Jefatura Provincial de Tráfico en memoria de todas las víctimas de la carretera. Le acompañaron el jefe provincial de tráfico, Miguel Moreno, representantes del Ayuntamiento, de la Guardia Civil y de las autoescuelas de la ciudad, entre otras personalidades.

Laso afirmó que Salamanca está atravesando «un mal año» y más concretamente «un trimestre trágico». En todo 2016 hubo cinco víctimas mortales y en los que va de 2017 ya van 12.

Parámetros

«Es un drama que se suma a todos los dramas anteriores. Son muchas vidas perdidas, muchas personas lesionadas y destrozadas por algo que no debería ocurrir y que tenemos que corregir». El objetivo de cero víctimas en las carreteras es «inalcanzable», pero «hay que hacer un esfuerzo para tratar de alcanzarlo».

En cuanto a las razones que explican este gran incremento en la siniestralidad, el subdelegado del Gobierno comentó que en la mayoría de accidentes «se repiten los mismos parámetros: vías convencionales, de madrugada, conductores jóvenes, coches potentes... Es un coctel explosivo que nos golpea cada noche que nos llaman». Para evitar más siniestros, insistió, es «fundamental concienciarse» y «no permitir que alguien que no está en condiciones coja un coche. Por amistad, no tenemos que permitir que lo haga. Los conductores debemos estar en condiciones para hacer algo como llevar un vehículo».

Los accidentes siguen un patrón: de noche, jóvenes al volante y en carreteras convencionales

Las autoridades provinciales miran con recelo las fechas navideñas. Antonio Andrés Laso volvió a apelar a la responsabilidad de los conductores. «Son días para la alegría y el encuentro y no pueden ser los más tristes de algunas personas. No puede acabar en drama algo que es una fiesta».

El jefe provincial de Tráfico, Miguel Moreno añadió que las cifras de siniestralidad son «inaceptables» y que los accidentes en carretera «son la primera causa de muerte entre jóvenes de 15 a 29 años». La meta nacional y europea es reducir a la mitad la cifra de fallecidos en el año 2020. El año pasado perecieron 1.810 europeos en carretera.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos