El abandono educativo afecta al 17% de los jóvenes entre los 18 y los 24 años

Varios estudiantes, sentados en las escaleras de su instituto.
Varios estudiantes, sentados en las escaleras de su instituto. / Word

Salamanca y toda la región presentan unos porcentajes menos preocupantes que la media nacional, que asciende al 19%

Ricardo Rábade
RICARDO RÁBADESalamanca

Los especialistas educativos definen el abandono temprano de la educación y la formación como el porcentaje de la población con edades comprendidas entre los 18 y los 24 años que no ha completado el nivel de Enseñanza Secundaria en su segunda etapa y no sigue ningún tipo de proceso formativo o educativo.Se trata de una cuestión palpitante que de forma periódica reaparece en los debates educativos, especialmente cuando se detecta un preocupante incremento en los porcentajes.

En el último informe ministerial que explora esta cuestión se arroja más luz sobre este espinoso asunto.En concreto, los datos más recientes indican que el abandono educativo en estos niveles formativos se coloca en un 19% en España.Si la comparativa se efectúa con las realidades de los chavales y jóvenes salmantinos y, por extrapolación, con todos los castellanos leones, hay motivos para respirar relativamente aliviados, dado que nuestro promedio es inferior, con únicamente un 17,3%, es decir, casi dos puntos menos.

Las conclusiones más preocupantes se vislumbran en los casos de la Comunidad de Murcia, con un 26,4% de abandono y, por sorprendente que parezca, en lasIslas Baleares, con un alarmante 26,8%. Castilla La Mancha tampoco sale muy bien parada, con un 23,2% de abandono, al igual que sucede con Ceuta, con un 23,1%.

En el otro extremo de la balanza y donde este fenómeno menos se nota su incidencia, aparece el País Vasco, con una tasa de abandono de únicamente el 7,9%.

Durante el año 2016 el abandono temprano de la educación se situó en España en el mencionado 19%, recuerda el Ministerio en su informe.Todo ello supuso un descenso de un punto respecto al año anterior (21,9% en 2014). Comparando con el año 2008 (31,7%) se produjo una bajada de 12,7 puntos, aunque todavía la distancia con la media de la Unión Europea (10,7%) sigue siendo especialmente significativa. El punto de mejora cosechado en 2016 se debió al incremento de la población que ha alcanzado el nivel de Educación Secundaria en su segunda etapa, que se incrementó en 2,1 puntos.

Otros factores también deben ponderarse en esta exploración estadística. Así, el 18,1% de los jóvenes españoles de 15 a 29 años no estudia ni trabaja, cifra inferior en 4,4 puntos a la del año 2013 (22,5%). Atendiendo al nivel de formación alcanzado, el porcentaje descendió al 14,1% para el colectivo de jóvenes que poseen el nivel de Educación Secundaria de segunda etapa o Educación Superior.

Fotos

Vídeos