«Cada año estoy igual de ilusionado y saldrán cuatro o cinco chicos que despunten»

Andrés Sevillano.
Andrés Sevillano. / S.G.
  • Andrés Sevillano / Presidente del Bolsín Taurino Mirobrigense

  • Desde niño ha estado vinculado a esta institución que brinda una oportunidad a todos esos aspirantes a figuras del toreo

Ha perdido la cuenta de los años que lleva desempañando el cargo de presidente del Bolsín Taurino Mirobrigense, «unos 15 deben ser» y es que si mira hacia atrás en el tiempo la vida de Andrés Sevillano ‘Sito’ ha estado desde siempre vinculada a este entidad de la que su padre fue uno de los fundadores.

El cargo suma una serie de responsabilidades pero se pueden resumir en «velar para que todo esté bien, desde las actividades que organizamos, a los permisos». Es Sevillano, además, el que se encarga de organizar las tientas y de hablar con los ganaderos para que cedan su ganado. «Por esa parte no hay ningún problema, los ganaderos se portan de maravilla y te puedo decir que casi tengo hasta cerrado el calendario de tientas del año que viene», asegura, «el Bolsín se apoya en tres pilares: los ganaderos, la Diputación y el Ayuntamiento y en lo que no falle ninguna de esas patas, el Bolsín puede cumplir 100 años».

De momento, habrá que ir sumando de uno en uno y la actual edición ya es la numero 61.

Reconoce que cada año es más complicado organizar las tientas pero desde un punto de vista administrativo, «sobre todo este año». El Bolsín ha tenido que acogerse a un plan de riesgos laborales para poder llevarlas a cabo lo que ha supuesto un mayor desembolso empezando por que tienen que contratar a dos guardas jurados que controlen el aforo u otra serie de adecuaciones del espacio. «No discuto que nos tengamos que adaptar a las nuevas normativas y es mejor para todos pero no es menos cierto que complica la organización y supone un mayor gasto económico».

Sito Sevillano recuerda que «antes era pedir tentaderos e ir a la finca en cuestión y al volver se merendaba en algún pueblo pero ahora hay a gente que no le importa venir a Ciudad Rodrigo y a otros sí». Una vez más hay que sumar otro gasto, el de los portes porque hay que ir a buscar las vacas y volverlas a llevar a las fincas por lo que de media, los 2.700 euros cada año de este capítulo, no se los quita nadie.

Pero si hay algo que demuestra el Bolsín año tras año es que la afición es mucha y como prueba, los 53 jóvenes que en tan solo 10 días se hicieron con todas las plazas, superando así las 50 inicialmente ofertadas.

El presidente asume que en cuanto a los novilleros «cada año es diferente» y que «no suele ser hasta la tercera tienta cuando empiezan a despuntar, el primer fin de semana se nota que hay nervios».

De igual modo indica que «siempre estoy igual de ilusionado con el Bolsín y estoy convencido de que han de salir cuatro o cinco chicos que despunten». No es menos cierto que luego hay ocasiones en las que las sorpresas son mayúsculas y de repente, como hace dos años, aparecen un Roca Rey o un Ginés Marín. «Para nosotros eso el algo maravilloso, nos llena de felicidad pero nosotros llegamos hasta donde llegamos, no somos los que sacamos a esas figuras, nosotros vemos que ahí puede existir algo».

Hay toreros que no olvidan su paso por el Bolsín Taurino Mirobrigense y ejemplo son todas esas personas que participaron en el certamen hace años y otros que lo han hecho en tiempos recientes y que se están encargando cada tarde de parar el ganado. Sin ir más lejos, el día de la final están confirmados para esta tarea Juan del Álamo y López Simón.

El presidente está igualmente ilusionado con las actividades paralelas a lo que son las tientas que tienen programadas y entre las que destaca una gala con diferentes actuaciones el próximo día 11 de febrero y en la que también se hablará de la figura de Javier Castaño.

Otra de las citas que se repite año tras año es la del pregón en el Teatro Nuevo Fernando Arrabal en el que además, se da a conocer el nombre del triunfador. Este año la pregonera será la cirujana Beatriz Montejo, «una mujer taurina de verdad, muy implicada con el mundo del toro y muy activa y que me consta que va a ofrecer un gran pregón».

Pero a todas estas facultades de presidente, Andrés Sevillano debe sumar la de jurado del Bolsín Taurino Mirobrigense, una tarea que comparte con Miguel Ángel de Elías, Manuel Santos y Francisco Martín y que supone una gran responsabilidad. «Es verdad que para nosotros es una gran responsabilidad tener que ir descartando cada semana a los aspirantes pero esto es así y no queda más remedio y lo intentamos hacer lo mejor posible».

A Sevillano se le ve llegar cada tarde a la plaza de tientas del Conde Rodrigo papel en mano para ir puntuando, en principio, a números que es como tienen identificados a los novilleros tras el sorteo correspondiente que se hace cada tarde antes de la tienta. En algún momento se le oye hablar al presidente cuando dirige la actuación y decir aquello de: «le das dos y te vas».