Jaime Alonso posa delante del medallón de Franco.
Jaime Alonso posa delante del medallón de Franco. / MANUEL LAYA

La Fundación Franco pide a Mañueco «el expediente completo» del medallón

  • Sus abogados entregan la solicitud en el Consistorio y subrayan que la efigie lleva 80 años colocada en la Plaza Mayor con «el absoluto beneplácito» de los salmantinos

La Fundación Nacional Francisco Franco (FNFF) entregó ayer en el registro del Ayuntamiento un escrito, rubricado por su abogado, con el que inicia su estrategia con el fin de impedir la retirada del medallón de Francisco Franco Bahamonde, que permanece colocado desde el año 1937 en el Pabellón Real de la Plaza Mayor.

En el documento, dirigido al alcalde de Salamanca, Alfonso Fernández Mañueco, la FNFF resalta que el medallón está emplazado en el ágora monumental desde hace ocho décadas «con el absoluto beneplácito de los ciudadanos». Señala también que la controvertida efigie que glorifica la figura de quien fuera jefe del Estado español entre los años 1939 y 1975 «se encuentra incorporado en el conjunto monumental de la Plaza Mayor» y está «declarado Bien de Interés Cultural (BIC) en 1973 y bajo la protección legal que se otorga a este tipo de bienes».

La fundación concluye su escrito solicitando al Ayuntamiento que le haga entrega del «expediente administrativo completo» que se haya tramitado en relación a «los acuerdos adoptados sobre la retirada del medallón». También reclama al Consistorio salmantino copia de «todas las resoluciones o acuerdos dictados al respecto, aunque sean de distintos expedientes».

El exvicepresidente ejecutivo, miembro del patronato de la fundación y portavoz de la misma, Jaime Alonso, se desplazó también ayer a Salamanca para entregar el escrito en el registro del edificio municipal de Íscar Peyra. Alonso reiteró que el medallón, por su valor cultural y artístico, debe encuadrarse dentro de las excepciones contempladas en la Ley de la Memoria Histórica del año 2007, lo que garantizaría su continuidad en su actual ubicación.

Parte afectada

Jaime Alonso reclamó para su fundación un derecho que no ha podido ejercer, dado que no fue citada en ningún momento para comparecer en el juicio que se celebró sobre el medallón, consecuencia de la demanda que presentó Izquierda Unida contra el Ayuntamiento. La fundación considera que es parte afectada en este proceso, dado que «somos una asociación cuyo interés legítimo colectivo es el respeto y el reconocimiento de la obra y la memoria de Francisco Franco». Alonso también declaró días atrás, tras conocer el dictamen de la Comisión Territorial de Patrimonio de la Junta, que dicha resolución constituye «una flagrante expolio», «una cobardía intelectual» y «una barbarie trufada de legalidad».

La fundación también está sopesando acudir a la vía judicial, una vez analizado el expediente que le remita el Ayuntamiento, con el fin de solicitar la anulación del dictamen de Patrimonio, que ha autorizado la eliminación del medallón.