El Norte de Castilla

Las asociaciones se preguntan por sus propuestas para los presupuestos participativos

  • Ciudadanos por la Defensa del Patrimonio asegura que no ha recibido respuesta, ni positiva ni negativa, a las solicitudes que envió

La asociación Ciudadanos por la Defensa del Patrimonio denunció ayer que no tiene constancia alguna de la valoración que de sus propuestas a los Presupuestos Municipales del presente año hayan podido realizar los diferentes evaluadores municipales, y, por ello, se ha dirigido al Ayuntamiento de Salamanca para conocer «la aceptación de las mismas o justificación en caso de aquellas que hayan sido rechazadas, tal y como prometió el Consistorio».

En un comunicado remitido a los medios, la asociación patrimonialista manifiesta que ha pedido también al Ayuntamiento que analice el proceso de los presupuestos participativos, «a fin de mejorar esta primera experiencia e iniciar la redacción de un reglamento que lo regule, que lo dote de más transparencia, que logre mayor agilidad en la tramitación e incremente la participación de la ciudadanía».

Para el año 2017, en materia de patrimonio histórico y zonas verdes, desde Ciudadanos por la Defensa del Patrimonio se proponía la restauración del Crucero de San Cebrián, largamente demandada e incluso presupuestada en el año 2014, así como su traslado a Plaza de Carvajal, y la restauración y rehabilitación del Torreón de los Anaya con el fin de ponerlo a disposición de los salmantinos.

De igual modo, se solicitaba habilitar una partida económica para la realización de un estudio que permita conocer el impacto que tienen los decibelios de los conciertos musicales en la Plaza Mayor, así como la redacción de un plan que tenga como fin la eliminación o soterramiento del cableado.

En cuanto a limpieza y mantenimiento se pidió aumentar la unidad de limpieza de pintadas «que en la actualidad ni siquiera mantiene limpio el conjunto histórico», contemplar la reparación y limpieza de esculturas y lápidas conmemorativas y repintar la señalización artística realizada sobre la piedra arenisca la cual se ha ido perdiendo con el tiempo.Con la pretensión de incrementar el patrimonio, se propuso la realización de un plan para la salvaguarda de los comercios emblemáticos, puesto que son parte del patrimonio histórico de la ciudad así como por el reclamo cultural y turístico que representan. En esta línea, se solicitaba la creación de una partida económica anual para la adquisición de bienes y obras de arte que engrosen las exposiciones permanentes que se muestran en los museos y centros culturales de titularidad municipal o en los que el Ayuntamiento participa.

En materia urbanística las peticiones se centraron en la mejora de los entornos de aquellos monumentos que se encuentran más aislados, rodeados de tráfico o de otros elementos así como la realización de pequeñas obras que saneen el entorno inmediato de monumentos y muros construidos en piedra arenisca y que están gravemente afectados por la humedad.