El Norte de Castilla

De izda. a dcha., Óscar Martín, Jorge Monsalvo y Aitor Bermejo.
De izda. a dcha., Óscar Martín, Jorge Monsalvo y Aitor Bermejo. / JORGE HOLGUERA

El toro del cajón de Poveda de las Cintas se queda sin el apoyo del Ayuntamiento

  • La Peña Taurina Povedana solicitó una reunión con la Corporación municipal y la respuesta llegó en forma de carta

Poveda de las Cintas, una pequeña localidad de la provincia de poco más de 250 habitantes empadronados, vive estos días cierta tensión debido a la negativa por parte del Ayuntamiento de la localidad a colaborar con el toro del cajón que quiere organizar la Peña Taurina Povedana en las fiestas de agosto.

Para conocer un poco la historia hay que retrotraerse al pasado 6 de agosto, cuando el programa de las fiestas en honor a la Virgen del Castillo de Poveda de las Cintas estaba enriquecido con un festejo más de lo habitual. Se trataba del toro del cajón, el primero organizado por la Peña Taurina Povedana, con la colaboración del Ayuntamiento del municipio. Es necesario retroceder en el tiempo hasta las mismas fiestas del año anterior, es decir, las de 2015, tras las cuales surge la idea de dotarlas de un festejo taurino, que sería el toro del cajón.

Pues bien, el año pasado, a estas alturas, poco más o menos, la Peña Taurina Povedana, con el visto bueno de los ediles municipales, se había aventurado a recabar patrocinios de empresas de la localidad y otros municipios, así como la realización de una rifa para obtener donativos para organizar este festejo. Finalmente con el dinero recaudado y con el respaldo económico del Consistorio, que aportó los 3.050 euros restantes para sufragar los gastos que ocasionaba tanto la compra de las reses como los permisos correspondientes, se llevó a cabo el primer toro del cajón de Poveda de las Cintas. El festejo fue todo un éxito, pues la plaza de Poveda estaba repleta de personas de la localidad y de otros municipios, incluso de Palaciosrubios, que también estaba de fiesta ese sábado.

Los miembros de la peña se hicieron cargo de la organización para que todo estuviera en orden y no surgiera ningún imprevisto. Todo salió bien, incluso, según fuentes de la Peña Taurina Povedana, no hubo ninguna queja, al contrario, todo fueron felicitaciones.

Al finalizar el festejo y con el rodaje de la experiencia previa, los responsables de la Peña Taurina Povedana solicitaron al Ayuntamiento volver a reunirse con la Corporación con la intención de iniciar los preparativos del próximo toro del cajón. La sorpresa llegó hace unos días cuando reciben una carta de manos del alguacil cuya conclusión es que «este Ayuntamiento ha decidido no volver a colaborar económicamente con las actividades de dicha agrupación, por cuestiones de equilibrio y coherencia presupuestaria», según reza en el documento firmado por los cinco ediles que forman la Corporación municipal, es decir, tanto los socialistas: Vicente Rodero, Ramiro Cimarra y Ramón Cossio; como los populares: Juan Carlos Bermejo y María Monserrat Martín.

Carta del Ayuntamiento

En la carta, firmada a fecha 27 de octubre de 2016, se exponen tres razones para tomar dicha decisión sin tan siquiera escuchar a la Peña Taurina, tal y como se quejan como portavoces de la misma: Jorge Monsalvo, presidente; Aitor Bermejo, secretario; y Óscar Martín, tesorero.

Esta carta es precisamente el motivo de la puesta en contacto de la Peña Taurina Povedana con los medios de comunicación, ya que expone unos términos que a su modo de ver no corresponden con la realidad. Es cierto que «La Peña Taurina Povedana no está inscrita en el registro de asociaciones de la Junta de Castilla y León», según reza en la primera razón que dicha carta expone. No obstante se trata de un colectivo consolidado y fuerte, ya que esta formado por 32 personas, a las que habría que sumar simpatizantes y familiares. Un grupo de personas ciertamente grande teniendo en cuenta que la localidad tienen un padrón que ronda los 251 habitantes.

La segunda razón que se argumenta en dicho escrito es que: «en el pueblo existe otra asociación, que si se encuentra registrada, que puede sentirse discriminada por la falta de equidad entre las cantidades percibidas por una y otra». Esta cuestión preocupa enormemente a los miembros de la Peña Taurina Povedana, pues tal y como han manifestado los portavoces antes mencionados, ellos no han recibido dinero para sus actividades, sino que el festejo organizado fue para el disfrute de todo el pueblo, tal y como demuestra el programa de festejos oficial, donde aparece la convocatoria del toro del cajón. Además, no les consta ninguna queja por parte de la asociación de mayores, que es la que queda, pues según recuerdan la de mujeres desapareció porque se quedó sin local.

El tercer punto, segunda clave de la discordia, es donde los cinco ediles del Ayuntamiento de Poveda de las Cintas dicen lo siguiente: «La población en general del municipio no ve con buenos ojos que se destinen 3.050 euros de las arcas municipales para actividades de la citada agrupación, pudiéndoles dar otro destino».

En este sentido también discrepan desde dicha asociación, porque ellos también son vecinos de la localidad, sus simpatizantes y familiares. Además dicen que no se ha hecho ningún sondeo o votación para afirmar lo que opina la población.

Tensión

Los miembros de la Peña Taurina Povedana manifiestan estar disgustados por la reacción de la Corporación municipal de Poveda de las Cintas. Una localidad pequeña en la que este tipo de tensiones se hacen especialmente evidentes. Su intención era la de mantener una reunión con el alcalde y concejales del Ayuntamiento.

El alcalde de la localidad, el socialista Vicente Rodero, no ha querido hacer declaraciones. En conversación telefónica argumentó que son cinco y las decisiones las toman entre los cinco, por lo cual se remite oficialmente a dicho escrito. Además, tampoco ve con buenos ojos que este asunto haya saltado a los medios de comunicación.

Por el momento, desde la Peña Taurina Povedana parecen haber tomado la decisión de buscar otra localidad en la que soltar el toro del cajón.

Desde esta Peña Taurina Povedana siguen realizando actividades relacionadas con la cultura del toro bravo, como visitas a diferentes fincas ganaderas, además colaboran con causas solidarias, sirva como ejemplo la pulsera ‘Soy Taurino’ con la que recaban apoyos para su festejo del toro del cajón y para la asociación de niños con cáncer, Pyfano.

En el Gobierno de la nación se impone el diálogo y el encuentro de las partes para llegar a acuerdos. En el medio rural parece que también hace falta, pues no está menos mal, con problemas como el de la despoblación.

El actual episodio de Poveda de las Cintas recuerda a aquella copla popular que dice así: «Señor alcalde, señor alcalde, que si no hay toros tampoco hay baile, y si no hay baile tampoco hay misa, porque los mozos no la precisan».