El Norte de Castilla

El Consistorio pierde 300.000 euros por no revisar el canon de la recogida de basuras

    Un operario del servicio de limpieza carga con una caja de cartón.
    Un operario del servicio de limpieza carga con una caja de cartón. / Word
    • El PSOE acusa a Mañueco de desidia y falta de planificación, trabajo y transparencia en la gestión de este y otros asuntos municipales

    El Grupo Municipal Socialista en el Ayuntamiento de Salamanca recriminó al equipo de Gobierno municipal sus errores en la gestión, que están provocando, aseguraron, «pérdidas económicas y mala prestación de servicios básicos para los ciudadanos».

    A juicio de los socialistas, en el Gobierno local priman la «desidia y la falta de planificación», así como falta de «trabajo y de transparencia». Hecho que, añadieron desde el PSOE, quedó demostrado ayer en varios de los siete puntos que se llevaron a la Comisión de Contratación.

    No fue sólo el problema con el recurso de Globalia a la concesión del autobús urbano o la situación complicada en la que quedó la licitación de las obras del parque de Garrido, sino también, por ejemplo, la falta de revisión del canon que por parte del Consistorio se debe pagar a la empresa concesionaria del servicio de limpieza viaria y recogida de basuras.

    Revisión que no se hace desde 2013 a pesar de ser una obligación contractual con carácter anual, y que ha provocado, señalaron desde el Grupo Socialista, que las arcas municipales dejen de ingresar más de 300.000 euros que la empresa adjudicataria debería haber abonado al Ayuntamiento al contar con un saldo positivo a su favor en el coste de dicho servicio, y que, a día de hoy todavía no ha ingresado.

    Asimismo, el PSOE detecta la misma falta de diligencia en el servicio municipal de comida a domicilio, un servicio dirigido especialmente a personas mayores y adjudicado a una empresa el pasado 31 de mayo mediante contrato, documento cuya partida presupuestaria para su financiación va a tener que ser aumentada en 200.000 euros transcurridos poco más de cuatro meses después de su firma «a riesgo de que muchas de las personas que reciben esta prestación puedan quedarse sin ella. Otro hecho que demuestra, a ojos socialistas, la «ausencia total de planificación del equipo de Gobierno municipal».

    Y regresando a Garrido, el PSOE reclamó que los 600.00 euros previstos para la remodelación del parque se destinen al barrio, pero para otro tipo de obras. Inversiones con «otra utilidad social que dignificaran la zona y cubrieran otras necesidades o las muchas carencias que en la zona existen». Una actuación que se está además llevando a cabo de forma unilateral por parte del equipo de Gobierno, denunció el PSOE, que habla de ausencia total de transparencia al no contar con las aportaciones y la participación del resto de fuerzas políticas.