El Norte de Castilla

«Ya podemos decir que el nuevo empresario tiene financiación»

    Iván Ledesma, nuevo secretario de la Confederación Española de Jóvenes Empresarios.
    Iván Ledesma, nuevo secretario de la Confederación Española de Jóvenes Empresarios. / Word
    • Iván Ledesma - Presidente de Jóvenes Empresarios de Salamanca, Asegura que es el momento de atraer inversores a Salamanca para fomentar e impulsar el emprendimiento

    El presidente de AJE Salamanca, asociación integrada en la Confederación Empresarios de Salamanca, Iván Ledesma, estrena en este curso su cargo como secretario general de CEAJE (Confederación Española de Jóvenes Empresarios), un curso en el que se pondrá en marcha el proyecto ‘Invest in Salamanca’ para atraer inversiones a la capital.

    Ledesma analiza en la entrevista éste y otros objetivos.

    –¿En qué medidas trabaja la CEAJE a corto plazo?

    –Estamos trabajando a nivel nacional en impulsar la consolidación de las empresas. En años anteriores hemos trabajado con las instituciones para impulsar el emprendimiento y ahora lo que queremos es trabajar con empresas de 1 a 3 años para ver si son viables, para darles servicios de formación, de consultoría, y ayudarlas a que crezcan y se consoliden.

    También estamos trabajando, en Salamanca por ejemplo, en líneas de circulante con entidades bancarias para que ayuden a empresas que ya están en el mercado. Ya puedo decir que hoy se da financiación a los nuevos empresarios; se mira al mismo nivel la idea que el aval.

    –Si se resuelve el problema de financiación, el emprendedor se encontrará con la incertidumbre política, que no ayuda en nada a iniciar un negocio.

    –Para CEAJE, en concreto, esto está siendo terrible. Este clima de inestabilidad política sólo está trayendo consigo que muchas empresas tengan que despedir a trabajadores y no puedan asumir el aumento del coste laboral. Es una vergüenza que estemos en esta situación y lo peor es que estas posibles terceras elecciones no nos aseguran que no haya unas cuartas.

    –Entendiendo la consolidación de empresas como principal reto, ¿hacia dónde van los próximos retos?

    –Desde luego, el primer reto es la consolidación de empresas. Y el segundo reto, también muy importante, es la internacionalización de las empresas. En este sentido, hay muchas que ven más fácil crecer en países iberoamericanos, pero sencillamente por el idioma. De hecho, CEAJE ha puesto en marcha un programa llamado ‘Erasmus’ para que los emprendedores aprendan idiomas en Europa. Nosotros tenemos muy claro que lo que queremos también es potenciar relaciones con países de la Unión Europea. Queremos que España sea la unión entre Iberoamérica y Europa. Y ya un reto personal, y para el que voy a trabajar mucho, es para potenciar las relaciones entre España y Portugal porque pueden ser muy beneficiosas para nosotros.

    –¿Qué demandan los jóvenes empresarios en Salamanca?

    –Aquí hay un hándicap fundamental que es el precio de los alquileres. Ningún emprendedor se puede permitir estar en una zona más o menos céntrica de la ciudad. Hay locales en Madrid, en la calle Serrano, que cuestan menos que en la calle Toro de Salamanca y esto no se puede permitir. Es muy difícil incentivar el tejido empresarial joven salmantino si no se toman medidas con los alquileres y nuestra petición es que las instituciones locales, patronales y sindicatos tomen medidas para que haya reuniones con los propietarios y se hable de esto.

    –¿En qué sectores prefieren invertir los jóvenes emprendedores de la provincia?

    –Tenemos una ciudad en la que hay mucho talento por las universidades. Desde AJE estamos trabajando con otras confederaciones para que este talento tenga la vía adecuada para llegar al mercado en forma de empresa. Muchos de los jóvenes emprendedores se están decantando por las ‘startups’. De hecho, estamos trabajando muy bien con el ‘Startup Olé’ y con el Parque Científico de la Universidad de Salamanca. Y ahora mismo estamos trabajando también en la creación de un fondo de inversión provincial para que ideas locales se queden en la provincia. Ya se lo hemos presentado al Ayuntamiento de Salamanca junto a iniciativa privada.

    –Dado que Salamanca es una ciudad eminentemente turística, ¿no se decantan más por empresas vinculadas a este sector?

    –Aunque también se abren tiendas y comercios a través de franquicias, el mayor porcentaje son empresas de base tecnológica, aunque pueda extrañar.

    –Hablando de la Universidad, ¿qué papel juega en la formación de los emprendedores?

    –Un papel fundamental para la buena canalización de las ideas. Nosotros trabajamos estrechamente tanto con la Usal como con la Pontificia pero creemos que tendría que haber más conexión entre éstas y las patronales porque, aunque las Universidades tienen sus departamentos de emprendedores, hay proyectos o líneas de acción de ambas en las que nos quedamos fuera.

    –¿Qué perfil tiene el joven empresario hoy en día?

    –Hasta hace muy poco era una persona que buscaba el autoempleo para salir del paro y se pensaba que todas las ideas funcionaban. De hecho, se crearon ideas residuales que no tenían cabida en Salamanca y muchas empresas quebraron en el primer año de vida. Ahora el emprendedor es alguien con carrera universitaria, con ideas muy consolidadas y que se preocupa por la formación. Primero se prepara para luego lanzarse al proyecto.

    –¿Hay más hombres o mujeres?

    –Hay más hombres, aunque las mujeres han aumentado. Pero creo que esto es una cosa casual.

    –¿Nos tenemos que fijar en algún país en temas de emprendimiento?

    –Los países nórdicos, como Finlandia, pueden ser un buen ejemplo. Tenemos que trabajar en la educación desde muy pequeños porque allí desde pequeños juegan a crear una empresa. Somos un país que fomenta el desempleo, no nos podemos permitir que una persona esté en el paro rechazando ofertas de trabajo, y los países nórdicos son muy tajantes con esto. Pero me gustaría dejar claro que no todo el mundo tiene que ser emprendedor. Lo ideal sería que desde pequeños nos enseñasen que de mayores podemos escoger muchas vías, y una de ellas es la de emprender.