El mejor pulpo gallego, taberna a taberna

Una ración de pulpo a feira.
Una ración de pulpo a feira. / Colpisa
  • A feira o a la gallega, son los platos más demandados por los turistas que visitan tierras gallegas, y con razón, toda una delicia para el paladar

El pulpo es el producto gallego por excelencia, con permiso de ostras, mejillones y percebes. Un fruto del mar que trabajan como nadie en toda la comunidad. En época estival, a la espera de turistas que se acerquen a la región, se cocinan miles de pulpos. Las formas más demandadas, ricas y habituales son el pulpo a feira y a la gallega.

Es importante distinguir entre estos dos platos, el pulpo a feira consiste en hervir el producto dejándolo en su punto de cocción, cortarlo en trozos y añadir sal gorda, pimentón de La Vera y un chorro de un buen aceite de oliva virgen extra, todo ello servido en plato o tabla de madera. El pulpo a la gallega es similar, la única diferencia es que incorpora cachelos o patatas tiernas gallegas, también hervidas.

En cada lugar lo cocinan a su manera, le dan su toque diferencial, siempre siguiendo la receta tradicional, una receta cuyo origen se apunta a la aldea gallega de O Carballiño, situada en la provincia de Ourense. Se dice que allí, en su lugar de origen se cocina el mejor pulpo a feira del mundo. Como curiosidad, el famoso pulpo Paul fue nombrado hijo predilecto de la villa.

Cada año desde 1964 que empezara la tradición, cada segundo domingo de agosto se celebra la Fiesta del Pulpo, a orillas del río Arenteiro. Hasta allí se acercan cada año turistas, curiosos y vecinos de la región para degustar la receta y disfrutar de un día entretenido donde todo gira en torno al manjar gallego por excelencia.

Resulta curioso que en un pequeño pueblo alejado del mar naciera esta exquisita receta. Otras localidades también tienen al pulpo como protagonista de sus fiestas. La Festa do Pulpo no Caeiro en Vigo, Romería do Polbo a Feira en Tui o Festa do Polbo en Illa de Arousa, Bueu, Porto do Son y Mugardos, entre otros.

La tradición dice que el mejor pulpo se cocina en olla de cobre, con la temperatura exacta. Para ablandar el producto se puede congelar dos o tres días o mazar como se hacía antaño, golpeándolo contra las rocas. Al cocinarlo hay que asustarlo tres veces, se coge por la cabeza y metiéndolo y sacándolo en la olla dejándolo finalmente dentro del agua en ebullición.

¿Dónde degustarlo?

Para probar el mejor pulpo del mundo tienes que viajar a Galicia. A continuación te recomendamos algunos de los restaurantes, bares o pulperías que mejor lo trabajan, un regalo de ocho patas para el paladar.

Casa Gazpara, situado precisamente en la cuna del pulpo, la aldea de O Carballiño (Ourense), concretamente en la calle de Las Flores. Sin duda el plato estrella de la casa y el más consumido allí. Si visitas este sitio no lo dudes, pide pulpo a feira.

Pulpería Ezequiel, ubicado en Mélide (Lugo), También en el interior de la comunidad, allí se cocina platos tradicionales gallegos, entre ellos el pulpo. Allí se cocina uno de los mejores pulpos de mundo y se marida con un buen Albariño de la zona. Una parada obligatoria para los peregrinos.

Bodega O Bocoi, situada en el pintoresco pueblecito de Combarro (Pontevedra), en la calle Del Mar, precisamente su situación a orillas de la ría de Pontevedra es uno de sus atractivos por la belleza del entorno. Especialista en mariscos gallegos, ofrece productos frescos de la zona. Entre ellos el pulpo a feira o a la gallega cocinado de forma exquisita.

Casa Villaronta, se encuentra en Ribadeo (Lugo), junto a la ría de Ribadeo. Es necesario reservar mesa debido a la gran demanda que tiene el local. Su especialidad son el pulpo a feira y los calamares. Merece la pena esperar cola para degustar los productos que allí se sirven.

Verde Galicia Pulpería, ubicada en Ordes, A Coruña. Comida casera y tradicional. Restaurante especializado en pulpo, sus platos a feira y a la gallega son una delicia. Mención especial merece el pulpo a la parrilla, exquisito para el paladar. También es necesario destacar las carnes, sobre todo el churrasco.