nortecastilla.es
Lunes, 2 de enero de 2006
 Webmail    Alertas   Envío de titulares     Página de inicio
PORTADA ACTUALIDAD ECONOMÍA DEPORTES OCIO CLASIFICADOS SERVICIOS CENTRO COMERCIAL PORTALES
EL TIEMPO
LO + BUSCADO
Oposiciones
Cursos On line
Inglés
Ofertas de viajes
Antivirus
SMS gratis
Alquiler de pisos
Recetas de cocina
AUDIENCIA
INTERNACIONAL
efecto dominó en europa
Italia pide a la UE que asuma las iniciativas diplomáticas ante la crisis energética
Las autoridades de los países afectados aseguran que no hay riesgo para el consumidor privado
El ministro italiano de Asuntos Exteriores, Gianfranco Fini, ha pedido este lunes a la Unión Europea que "asuma iniciativas diplomáticas" ante Rusia y Ucrania, cuyo enfrentamiento por el precio del gas podría tener "graves consecuencias" para alguno países miembros.
Fini dirigió una carta a la presidencia austríaca de turno de la UE y al presidente de la Comisión Europea, Jose Manuel Durao Barroso, en la que les pide que la crisis se trate lo antes posible y "al máximo nivel" por los gobiernos de los Veinticinco.
La Unión Europea "tiene el deber de asumir iniciativas diplomáticas, no sólo por las graves consecuencias energéticas que podrían derivarse para algunos países miembros, entre ellos Italia, debido al deterioro de las relaciones" entre Rusia y Ucrania.
Además, "la UE tiene la fuerza política para inducir a Moscú y Kiev, que tienen con Bruselas estrechas y provechosas relaciones de cooperación político-económica, a asumir actitudes de colaboración y rápida solución del contencioso", señaló Fini. Para Europa "es obligatorio y coherente con sus principios e intereses" desempeñar un papel "activo de mediación", consideró el ministro.
Efecto dominó
De momento, las autoridades de los países afectados aseguran que no hay riesgo para el consumidor privado, que en gran parte depende del gas ruso para afrontar este invierno, pero no dan las mismas garantías para los grandes consumidores industriales.
En Hungría, donde esta mañana se advirtió de una caída de las importaciones del gas ruso en un 40%, varios consumidores industriales y plantas de generación de electricidad comenzaron a sustituir el gas por petróleo.
También el consorcio petrolero austríaco OMV ha advertido hoy en Viena de que no puede garantizar el abastecimiento de los grandes consumidores si la situación se agrava, mientras que los hogares privados y las pequeñas empresas no se verán afectados gracias a que "se usan al máximo las reservas y también la producción nacional está al máximo de su capacidad". La situación se agrava a medida que las cantidades de gas se van reduciendo en cada país por donde pasa un gasoducto, puesto que baja la presión de la red.
En Alemania, los distribuidores de gas alemanes aseguraron hoy que los cortes en el suministro de gas ruso no afectarán a los clientes germanos, aunque el principal importador del país, E.ON Ruhrgas, ya ha constatado una reducción del abastecimiento.
Un portavoz de E.ON Ruhrgas ha señalado que la compañía está recibiendo de Rusia "claramente menos de lo recogido en el contrato", aunque dijo que aún no se puede cifrar en cuánto se han reducido las entregas.
En Austria, que importa el gas ruso por un gasoducto que atraviesa Ucrania y Eslovaquia, se registra un descenso mayor que en el Estado eslovaco, mientras que en Hungría la situación es peor porque un tercio del abastecimiento desde el exterior entra a través del primer país. MOL avanzó hoy que se ve "obligada" a reducir sus exportaciones a Bosnia y Serbia ante el descenso habido en Hungría.
Eslovaquia, principal puente de distribución de gas natural ruso para Europa, que recibe a través de Ucrania, registra una caída confirmada por Rusia de un 30 por ciento. "Para hoy, Rusia confirmó una reducción de los suministros del 30 por ciento", indicó Dana Krsakova, portavoz de la distribuidora de energía Slovensky Plynarensky Priemysel (SPP).
Eslovenia, por su parte, informó de descensos en los suministros de gas ruso comparables a los de Austria y otros países de la región, según señaló hoy a EFE el administrador general de la compañía de gas eslovena Geoplin, Janez Mozina, quien no quiso precisar en porcentajes la caída registrada hasta ahora. Aunque un 55% del gas que utiliza Eslovenia proviene de Rusia, Mozina dijo confiar en que, "si no hay temperaturas extremadamente bajas, como tampoco las hay ahora, vamos a apañarnos de alguna forma".
En Croacia, la caída del gas recibido desde ayer varía entre un 18 y un 53%, con una media del 33%, informó la portavoz de la compañía estatal Ina-Naftaplin para el petróleo y gas natural, Nastasa Vujec. En consecuencia, el consorcio ha recortado sus suministros de gas a la principal generadora de energía eléctrica del país y ha instado a los ciudadanos y a la industria a que en lo posible utilicen otras fuentes de energía.
En Bélgica, las restricciones del suministro de gas ruso a Europa sólo tendrán un impacto "mínimo" en Bélgica, ya que este país obtiene cerca de un 80 por ciento de este combustible de otros proveedores como Argelia, Holanda y Noruega, Según ha informado un portavoz del Ministerio belga de Economía y Energía.
Bulgaria, Chequia y Rumanía, en tensa calma
De momento, ni Bulgaria, ni la República Checa, ni Rumanía, han informado sobre reducciones de sus importaciones de gas, pero las respectivas autoridades del sector se mantienen alertas y preocupadas, observando la evolución del conflicto.
Desde Austria, país que desde ayer ostenta la Presidencia semestral de la Unión Europea (UE), el ministro de Economía, Martin Bartenstein, instó a Rusia y a Ucrania a solucionar el conflicto y a garantizar los suministros a Europa occidental sin limitación alguna. "Apelo a ambas partes, la rusa y la ucraniana, a alcanzar un acuerdo que solucione esta disputa sobre los precios del gas y además, como asunto prioritario que no debe depender de la superación del conflicto, a asegurar los suministros de gas sin reducciones a Europa occidental", señaló el ministro austríaco en un comunicado difundido en Viena.
En la nota, Bartenstein adelanta que la presidencia austríaca, de momento, observará la evolución en los próximos días y esperará el resultado de la reunión prevista para el miércoles entre altos expertos del sector de los Estados miembros de la UE y la presidencia de la Comisión Europea. Además, el ministro espera obtener esta noche "un primer panorama" sobre la situación del aprovisionamiento de gas natural en toda la UE".



Vocento