Tres años y un mes de internamiento psiquiátrico por quemar el Cristo de las Batallas

Detalle del calvario del Cristo de las Batallas, un día después del incendico, con los daños provocados por el fuego./Antonio Quintero
Detalle del calvario del Cristo de las Batallas, un día después del incendico, con los daños provocados por el fuego. / Antonio Quintero

La Audiencia estima la eximente completa de alteración psíquica y absuelve al interno de San Juan de Dios, aunque impone una medida de seguridad

JOSÉ MARÍA DÍAZPalencia

La Audiencia Provincial de Palencia ha absuelto al interno de San Juan de Dios que en agosto de 2014 prendió fuego a la talla del Cristo de las Batallas de la Catedral, al estimar la eximente completa de alteración psíquica, debido a un trastorno afectivo bipolar sobre una base de trastorno de personalidad.

Sin embargo, dado que durante el juicio quedró acreditada su autoría, tanto por las pruebas como por su propia declaración, el tribunal impone una medida de seguridad, que se establece de intermaiento en un centro psiquiátrico durante tres años y un mes, aunque el acusado o sus representantes legaldes, dado que en estos momentos se encuentra incapacitado, bajo la tutela de su madre, puede solicitar una revisión de la pena si se aprecia una mejoría o se reduce su peligrosidad, tal y como se establece en el artículo 97 del Códido Penal. Además de la eximente completa por alteración psíquica, tambien ha concurrido favorablemente hacia el acusado su confesión espontánea ante la Policía Nacional solo unas pocas horas de producirse el incendio, por lo que se considera la atenuante de confesión.

El tribunal se inclina finalmente por la medida de seguridad de intermiento en un centro psiquiátrico, con posibilidad de revisión en función de la evolución, a pesar de las peticiones de la defensa de que se estableciesen medidas ambulatorias dada la mejoría experimentada por el acusado desde que se produjeron los hechos.

En cuanto a la responsabilidad civil, el tribunal establece una indemnización al cabildo catedralicio de 1.650 euros más IVA, aunque señala que en el caso de que el Centro Asistencial San de Juan de Dios, entidad que custodiaba en aquel momento al acusado, ya hubise abonado el coste de las reparaciones por una cantidad igual o superior, el cabildo estará indemnizado en su totalidad.

El tribunal establece esta duda, puesto que durante el juicio, el dean de la Catedral, Mateo Aparicio, no pudo asegurar con rotundidad si San Juan de Dios se había hecho cargo del coste de restauración de la obra, aunque indicó que creía que así había sido.

Así, el fallo establece también que si el abono de San Juan de Dios ha sido inferior a 1.650 euros, el propio acusado por medio de su tutora deberá abonar la cantidad restante al cabildo catedralicio.

La sentencia no es firme y cabe recurso de casación ante el Supremo.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos