Tragsa lamenta la foto de uno de sus operarios con un lobo muerto en Palencia

El trabajador de Tragsa muestra el lobo./El Norte
El trabajador de Tragsa muestra el lobo. / El Norte

El grupo explica que la imagen se tomó para informar a las autoridades y al seguro después de que el animal se estrellase contra un coche

EL NORTEPalencia

El Grupo Tragsa ha lamentado en un comunicado la fotografía que ha circulado por redes sociales de un operario de uno de sus retenes contra incendios sujetando el cadáver de un lobo atropellado accidentalmente en Palencia y anuncia que estudia medidas internas.

Noticias relacionadas

Según ha explicado la empresa pública en un comunicado, el lobo murió atropellado de manera accidental al lanzarse a la carretera en la localidad de Corvio, en el norte de Palencia, cuando dos empleados del retén contra incendios de Alto Campoo se dirigían en su vehículo al lugar de trabajo a primera hora de la mañana del día 2 de noviembre.

El animal atropellado era un macho adulto de lobo ibérico, especie que no cuenta con protección especial en esta zona, que al parecer salió de un lado de la carretera e impactó con el frontal derecho del vehículo, lo que provocó que saliese despedido hacia la cuneta y que muriese como consecuencia del golpe.

En ese momento, los operarios estacionaron el vehículo a un lado de la carretera y dieron aviso a la Guardia Civil y a los agentes de protección ambiental para que se hicieran cargo del animal.

Seguidamente, realizaron una serie de fotografías en el lugar del accidente con la intención de informar a las autoridades y a la compañía aseguradora sobre el motivo del siniestro.

Entre estas fotografías se encuentra «la desafortunada imagen» de uno de los operarios levantando el cadáver del animal que fue publicada en las redes sociales desde el perfil de una persona que no guarda ningún vínculo con la empresa.

Tragsa ha lamentado «las malas interpretaciones» que se hayan podido producir a raíz de esta publicación y ha asegurado que desde el primer momento ha prestado toda su colaboración al Seprona en su investigación sobre las causas del accidente.

Además ha manifestado que está estudiando internamente las medidas legales a tomar en base a su código ético y deontológico.

Desde la empresa pública lamentan que este tipo de incidentes aislados pueda afectar de alguna manera a la imagen de una entidad que lleva 40 años entregada a la defensa de la biodiversidad y el medio ambiente, primando el servicio público de calidad como su principal compromiso.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos