Los pueblos mineros se proponen reducir el gasto eléctrico

La consejera de Economía y Hacienda, Pilar del Olmo (izquierda), y la presidenta de la Diputación de Palencia, Ángeles Armisén, firman el convenio. / Marta Moras

La Diputación de Palencia se suma al plan de la Junta para promover el ahorro energético

EL NORTEPalencia

La consejera de Economía y Hacienda, Pilar del Olmo, y la presidenta de la Diputación Provincial de Palencia, Ángeles Armisén, han suscrito este viernes el convenio de colaboración para promover el ahorro energético en los municipios incluidos en el Plan de Dinamización Económica de los Municipios Mineros. Tiene como objetivo promover el ahorro energético, reducir sus gastos corrientes y favorecer inversiones en materia de eficiencia de estos municipios. Para ello el Ente Regional de la Energía (EREN) pone a disposición de las entidades locales su herramienta informática de Optimización de Tarifas Eléctricas (OPTE).

El convenio firmado entre Del Olmo y Armisén, con una vigencia inicial de dos años prorrogables durante otros dos, establece acciones en tres ejes. El primero de ellos consiste en realizar un inventario de centros de consumo y puntos de suministro eléctrico en las localidades amparadas por el convenio, así como el establecimiento de un sistema de monitorización de su gasto energético. Una vez finalizado, se abordarán medidas de optimización estipuladas en el segundo bloque. Se analizarán los contratos vigentes con las comercializadoras para comprobar si las potencias y tarifas contratadas se ajustan a las necesidades y consumos reales de los ayuntamientos y, en su caso, plantear las modificaciones oportunas. Esta información servirá también para realizar estudios en los centros que presenten mayor potencial de ahorro energético y promover proyectos de inversión para garantizar la eficiencia. En tercer y último lugar, el convenio prevé el diseño y puesta en marcha de un sistema de seguimiento y mejora continua de las instalaciones energéticas de los municipios mineros, asesorados por la Diputación.

Para llevar a cabo estas iniciativas la Junta va a poner a disposición de los pueblos la herramienta telemática OPTE. Esta aplicación ofrece un diagnóstico de los hábitos de consumo de cada centro o edificio y propone la solución más óptima para reducir el gasto fijo de facturación eléctrica, hacer un uso responsable de la energía e, incluso, proponer la mejora de los contratos de suministro, lo que repercute en mayores ahorros económicos.

La Administración autonómica ha gestionado y optimizado con esta herramienta 1.830 contratos de luz y gas correspondientes a 1.730 edificios públicos -entre hospitales, centros de salud y de servicios sociales, colegios y otras dependencias-, lo que le ha permitido ahorrar 2,5 millones de euros durante 2016 sólo en concepto de costes fijos del recibo.

En la misma línea, desde OPTE se gestionan actualmente los contratos eléctricos de la Universidad de Valladolid y de 135 municipios de Castilla y León gracias a los acuerdos de colaboración suscritos por la Consejería de Economía y Hacienda. A esta lista se ha sumado recientemente la institución provincial de León, que trabajará con la Junta para poner en marcha mejoras de eficiencia en los municipios mineros de este territorio.

Fotos

Vídeos