La DGT rebajará el límite de velocidad en tres vías de Palencia frecuentadas por ciclistas

La Vuelta Ciclista a Palencia del pasado año, durante su última etapa, que pasó por la P-405, una de las vías que se ha convertido en ruta ciclista protegida.
La Vuelta Ciclista a Palencia del pasado año, durante su última etapa, que pasó por la P-405, una de las vías que se ha convertido en ruta ciclista protegida. / Antonio Quintero

Las vías que unen la capital con Ampudia y Astudillo, y Aguilar con Salinas, bajarán sus límites durante los fines de semana

MARCO ALONSOPalencia

Tres carreteras palentinas se convirtieron ayer en ruta ciclista protegida, una medida adoptada por la Dirección General de Tráfico con el fin proteger a los ciclistas en los momentos de la semana en los que más se usa la bicicleta –previsiblemente durante las mañanas de los fines de semana–. Para este cometido, la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil (ATGC) intensificará la vigilancia y los controles de alcohol y drogas, y se reducirá la velocidad para los vehículos a motor entre 10 y 20 km/h durante esos espacios de tiempo en los que es previsible una mayor afluencia de ciclistas en las vías.

Más noticias

Las primera de estas nuevas rutas ciclistas protegidas de la provincia estará entre el kilómetro 0,5 y el 26 de la P-901, carretera que une Palencia y Ampudia. Este tramo es uno de los más transitados de la provincia y hay un grupo de medio centenar de personas que suele salir cada fin de semana desde el pabellón municipal de la ciudad para hacer kilómetros sobre su asfalto. La segunda ruta elegida por la DGT está en la P-405, que une Palencia y Astudillo entre los kilómetros 3 y 27. Esta segunda vía no tiene mucho tránsito de vehículos a motor, pero esa circunstancia hace que la velocidad de los conductores que pasan por esta carretera sea mucho más alta de lo deseable. La última ruta ciclista protegida de la provincia es el tramo del kilómetro 224 al 238 de la carretera CL-626, entre Aguilar y Salinas de Pisuerga, una vía muy técnica para los ciclistas cuyas subidas y bajadas la hacen especialmente peligrosa.

La Dirección General de Tráfico se ha encargado de recopilar información para conocer las carreteras de mayor tránsito de ciclistas de la provincia, y valorar la posible inclusión de unas vias u otras en el listado de 148 nuevas rutas ciclistas protegidas de España. La DGT se puso en contacto en abril con la delegación palentina de la Federación de Ciclismo de Castilla y León para conocer cuáles eran estas carreteras, y la delegación provincial señaló hasta ocho posibles candidatas a ganarse el distintivo de ruta ciclista protegida. La carretera de Palencia a Astudillo, la de Villalobón, la que va de la capital a Ampudia, la de Grijota y las vías que unen Aguilar de Campoo con Cervera y Barruelo de Santullán fueron señaladas por la federación , pero finalmente la DGT ha elegido solo tres de ellas.

El director general de Tráfico, Gregorio Serrano, presentó ayer la iniciativa en una rueda de prensa en Madrid, donde estuvo acompañado del coronel jefe de Operaciones de la ATGC, José Luis Tovar; el presidente de la Real Federación Española de Ciclismo, José Luis López Cerrón; el secretario general de la Asociación de Ciclistas Profesionales, Alfonso Triviño, y el director comercial de La Vuelta, Carlos Cobo.

Serrano aseguró que la iniciativa es «pionera» no sólo en España, sino también en toda la UE, y agradeció a las jefaturas provinciales de Tráfico, los clubes ciclistas y la Real Federación Española de Ciclismo su colaboración en el diseño del mapa de las 148 rutas, que se extienden a lo largo de 4.661 kilómetros en todo el país con una media de entre tres y cuatro tramos por provincias.

El director general de Tráfico destacó que en esas rutas se pondrán en marcha medidas durante los días y las horas de presencia más destacada de ciclistas, que suelen ser los sábados y los domingos por la mañana, cuando coinciden los usuarios de las bicicletas con quienes terminan sus noches de ocio.

En esos tramos se reducirá el límite de velocidad para el resto de vehículos y los agentes de la Guardia Civil intensificarán su vigilancia presencial con 3.000 patrullas más hasta agosto con el fin de comprobar que se cumplen las normas de seguridad, como el mínimo de 1,5 metros para adelantar a los ciclistas, la velocidad adecuada y posibles maniobras antirreglamentarias.

Satisfacción en la federación

El delegado de la Federación de Castilla y León de Ciclismo en Palencia, Ricardo Martín, cree que la DGTha elegido los tres tramos más frecuentados por ciclistas en Palencia y se congratula de las nuevas medidas adoptadas. «Es una adelanto importante que va a permitir que los ciclistas circulen por las carreteras que más transitan con con tranquilidad», señaló Martín, que piensa que la reducción temporal de la velocidad en estas vías es una buena medida, aunque cree que será complicado determinar los horarios de las restricciones. «Los ciclistas cuando más circulan por la carretera son los fines de semana. Los tramos horarios son difíciles de asignar y consignar, pero el ciclista suele salir en verano desde las 8:00 a las 12:0 horas y de 18:00 a 21:00 horas», agregó.

El ciclismo lleva años siendo un deporte de riesgo. Solo hay que atender a los datos de siniestralidad, que apuntan que entre 1996 y 2001 hubo 16.000 accidentes de ciclistas en España, con una media de cerca de 100 fallecidos al año. Al menos, esas cifras son menores en la actualidad y ahora se registran alrededor de 7.000 accidentes y la cifra de muertos se ha reducido a la mitad.

Fotos

Vídeos