Un plan extraordinario para completar la autovía entre Aguilar y Burgos

Trazado de la autovía./
Trazado de la autovía.

El ministro de Fomento sitúa el tramo palentino entre los cuatro en fase de redacción

El Norte
EL NORTEPalencia

El ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, ha anunciado en Burgos que el corredor de la autovía A-73 que discurre entre Burgos y Aguilar de Campoo, en las provincias de Burgos y Palencia, formará parte del Plan Extraordinario de Inversión en Carreteras (PIC).

El PIC, que fue presentado por el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, en julio de 2017, es un nuevo mecanismo de financiación de infraestructuras viarias que conlleva una inversión de 5.000 millones de euros y que permitirá actuar sobre más de 2.000 km en los próximos cuatro años.

La futura autovía A-73, de Burgos a Aguilar de Campoo, tiene el objetivo de conectar la Autovía del Norte (A-1), de Madrid a Irún, con la Autovía Cantabria – Meseta (A-67), de Palencia a Santander, mejorando la comunicación entre Cantabria y la zona oriental de Castilla y León.

En declaraciones a los medios de comunicación en la Subdelegación del Gobierno en Burgos, De la Serna ha explicado que dicha concesión, que será por 30 años a contar desde el momento en que se adjudique, incluye la construcción los cuatro tramos que aún están en fase de redacción, el mantenimiento del que está en fase de construcción, una vez sea finalizado, y la también conservación de los dos que están construidos, que sirven de enlace entre Burgos y Quintanilla de Vivar.

El ministro de Fomento ha explicado que esta inversión total de 534 millones, de los cuales 358 millones serán para la licitación de la obra y 167 para la conservación y el mantenimiento, es «extrapresupuestaria», lo que significa que «no figuran en los (Presupuestos Generales del Estado) PGE», y en la que han estado trabajando mucho en los últimos meses realizando «un estudio de viabilidad y análisis coste-beneficio».

A partir de ahora, los pasos que irá dando el Gobierno serán sacar a información pública el mencionado estudio de viabilidad, dando un mes de plazo para presentar alegaciones, posteriormente se dará luz verde al concurso por un período de cuatro o cinco meses en los que las empresas interesadas podrán presentar sus proyectos de licitación y, una vez se resuelva el adjudicatario, tendrá otros cuatro o cinco meses para presentar el proyecto de ejecución y comenzar las obras.

En este sentido, y aunque ha preferido no hablar de fechas concretas, Íñigo De la Serna ha indicado que la idea es que, si los plazos se van cumpliendo, las obras empiecen «aproximadamente en un año», al tiempo que ha recordado que si no hubiera sido por esta fórmula el Gobierno «habría sido incapaz de hacerlo en un contrato único y habríamos tardado más años utilizando los presupuestos ordinarios».

La concesión prevista, de una longitud aproximada de 71,4 km, permitirá mejorar la seguridad vial del actual corredor definido por la carretera N-627, que presenta un tráfico elevado sobre todo de vehículos pesados, evitando el paso del tráfico de largo recorrido por las actuales travesias de población de Quintana del Pino, Santa Cruz del Tozo y Llanillo de Valdelucio, así como la reducción del tiempo de recorrido en 13 minutos.

Además, con esta actuación es previsible que se capte el tráfico de largo recorrido, con destino Aguilar de Campoo y Cantabria desde Burgos y viceversa, que utiliza la vía alternativa de la autovía A-231, Autovía del Camino de Santiago, entre Burgos y Osorno, y la Autovía A-67, Cantabria – Meseta, entre Osorno y Aguilar de Campoo, con una reducción de 34 km y 23 minutos en su recorrido.

La concesión incluirá los siguientes tramos de autovía:

 Burgos (BU-30) – Quintanilla de Vivar (en servicio).

 Quintanilla de Vivar – Quintanaortuño (en servicio).

 Quintanaortuño-Montorio.

 Montorio-Santa Cruz del Tozo.

 Santa Cruz del Tozo-Pedrosa de Valdelucio.

 Pedrosa de Valdelucio-Báscones de Valdivia (en construcción).

 Báscones de Valdivia-Aguilar de Campoo.

Además, conllevará la posterior conservación y explotación de todos los tramos.

La inversión total estimada en esta actuación, incluyendo la inversión en la posterior conservación del tramo durante la concesión, es de unos 534,7 millones de euros.

Objetivos de las actuaciones

La ejecución del corredor de la A-73 cumple los siguientes objetivos:

 Mejorar la capacidad de la red actual, racionalizando la inversión buscando una planificación técnica adecuada a las necesidades reales.

 Mejorar la eficiencia y competitividad de la red global del transporte. Contribuir a un desarrollo económico equilibrado que refuerce la cohesión territorial y la accesibilidad.

 Disponer de una infraestructura acorde con la dimensión actual y evolución de la demanda, teniendo en cuenta los condicionantes económicos.

 Completar los grandes ejes estructurantes y los itinerarios de la red, así como el refuerzo de las conexiones intermodales y la dotación de determinadas infraestructuras estratégicas.

 Adaptar las principales autovías existentes a las exigencias de la nueva normativa en materia de siniestralidad, ruido y emisiones de CO2.

 Avanzar, conforme a criterios de rigor económico y con un modelo de gestión eficiente, hacia la consecución de un modelo de transporte eficaz y sostenible, puesto al servicio del crecimiento económico y la creación de empleo.

 Mantener y conservar la autovía asegurando su funcionalidad para permitir el flujo de tráfico en condiciones de seguridad, calidad y nivel de servicio adecuados, así como la preservación del patrimonio viario.

 Evitar mediante el nuevo eje el paso de tráficos de largo recorrido por las cercanías de núcleos de población que generan molestias, un alto impacto ambiental, problemas de seguridad y congestión.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos