Los más pequeños de Palencia bautizarán al Niño Jesús el 23 de diciembre

Presentación del programa de actos del Bautizo del Niño./A. Quintero
Presentación del programa de actos del Bautizo del Niño. / A. Quintero

El acto, que se celebrará en la Plaza Mayor, es la novedad que ha introducido la cofradía del Dulce Nombre de Jesús

FERNANDO CABALLEROPalencia

El Bautizo del Niño, fiesta que cuenta con la declaración de interés turístico nacional, llega este año con una importane novedad: la celebración en los días previos de un ‘bautizo para niños’. Será el 23 de diciembre, sábado, en la Plaza Mayor, según informó ayer el hermano mayor de la Cofradía del Dulce Nombre de Jesús, Ángel Gutiérrez de la Torre, en la presentación del programa de actos que arropará la fiesta grande del 1 de enero, programa que este año se prolongará desde el 21 de diciembre hasta el 3 de enero. Ángel Gutiérrez destacó que el objetivo de esta iniciativa, que se desarrollará pese a que aún ese día no ha nacido el Niños Jesús, es inculcar las tradiciones entre los más pequeños. «Es necesaria una renovación de la cofradía y de las tradiciones para evitar que se pierdan», aseguró.

El hermano mayor añadió que para cumplir este objetivo «es necesario dar la mayor difusión posible» al Bautizo del Niño. En este sentido, agrego que la cofradía está realizando una labor con los profesores de Religión de los colegios de la ciudad para dar a conocer esta tradición palentina. El Bautizo del Niño para Niños contara con la actuación de la sección infantil del grupo de baile Zascandil. La talla que se utilizará en este acto se encontraba en el taller diocesano de restauración y ha sido recuperada con la supervisión del director del centro, Fernando Méndez. La cofradía ha reforzado la dimensión infantil del bautizo con un concurso de relatos para que «los niños se sientan partícipes de la fiesta», según señaló el secretario de la cofradía, Carmelo Montero.

Tras la presentación de los actos, el alcalde, Alfonso Polanco, definió el Bautizo del Niño como el «buque insignia de las tradiciones de nuestra ciudad, al ser una fiesta genuina, única y universal». «Es un acto emotivo, de mucha devoción y mucho cariño, que es el pistoletazo de salida del año con una fiesta que se celebra lo más alegre posible», agregó.

La diputada de Cultura, Carmen Fernández Caballero, realizó un llamamiento a los palentinos que no hayan asistido nunca al Bautizo del Niño para que este año lo hagan. «No es lo mismo que verlo por televisión», apostilló. También destacó que uno de los actos programados con motivo del Bautizo del Niño es la representación del Auto de los Reyes Magos por La casa de los Títeres de Paredes de Nava. «Es un espectáculo pensado para la programación de la Diputación con títeres creados para estas funciones», señaló.

La secretaria territorial de la Junta de Castilla y León, Silvia Aneas, alabó el trabajo de la cofradía del Dulce Nombre de Jesús, a la que se refirió como «el alma de todas las cofradías como pionera de la organización de actividades festivas alrededor de la Navidad». Por último, el abad de la cofradía, el sacerdote Donato Gómez Díez, destacó la importancia de los actos religiosos que se organizan en torno al Bautizo del Niño para que no se quede en su celebración, sino que «nos lleve a lo más importante, que es encontrarnos con Él, que siempre está con nosotros».

El hermano mayor añadió que para cumplir este objetivo es necesario dar la mayor difusión posible al Bautizo del Niño. En este sentido, agrego que está realizando una labor con los profesores de Religión de los colegios de la ciudad para dar a conocer esta tradición palentina. El Bautizo del Niño para Niños contara con la actuación de la sección infantil del grupo de baile Zascandil. La talla que se utilizará en este acto se encontraba en el taller diocesano de restauración y ha sido recuperada con la supervisión del director del centro, Fernando Méndez. La cofradía ha reforzado la dimensión infantil del bautizo con un concurso de relatos para que los niños se sientan partícipes de la fiesta», según señaló el secretario de la cofradía, Carmelo Montero.

Tras la presentación de los actos, el alcalde, Alfonso Polanco, definió el Bautizo del Niño como el «buque insignia de las tradiciones de nuestra ciudad al ser una fiesta genuina, única y universal». «Es un acto emotivo, de mucha devoción y mucho cariño, que es el pistoletazo de salida del año con una fiesta que se celebra lo más alegre posible», agregó.

La diputada de Cultura, Carmen Fernández Caballero, realizó un llamamiento a los palentinos que no hayan asistido nunca al Bautizo para que este año lo hagan. «No es lo mismo que verlo por televisión», apostilló. También destacó que uno de los actos programados con motivo del Bautizo del Niño es la representación del Auto de los Reyes Magos por La casa de los Títeres de Paredes de Nava. «Es un espectáculo pensado para la programación de la Diputación con títeres creados para la función», señaló.

La secretaria territorial de la Junta de Castilla y León, Silvia Aneas, alabó el trabajo de la cofradía del Dulce Nombre de Jesús, a la que se refirió como «el alma de todas las cofradías como pionera de la organización de actividades festivas alrededor de la Navidad». Por último, el abad de la cofradía, el sacerdote Donato Gómez Díez destacó la importancia de los actos religiosos que se organizan en torno al Bautizo del Niño para que no se quede en su celebración, sino que «nos lleve a lo más importante, que es encontrarnos con Él, que siempre está con nosotros».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos