Nieves Martín: «El comercio de Palencia es mucho más que la Calle Mayor»

Nieves Martín.
Nieves Martín. / Antonio Quintero

La presidenta de los comerciantes palentinos señala que la única salida a la crisis del sector está en el reciclaje y el salto a las plataformas de venta online

JOSÉ MARÍA DÍAZPalencia

Presidenta de la Federación del Comercio de Palencia (Fecopa), Nieves Martín, propietaria de una pequeña tienda de calzado de la calle Juan de Castilla asiste con especial preocupación al cierre de comercios de la Calle Mayor, pero no por la pérdida de actividad en la principal arteria de la ciudad, sino por la falta de dinamismo y reciclaje de algunos de sus compañeros del sector.

–Son más de cuarenta los locales cerrados en la Calle Mayor...

–Esto se debe fundamentalmente al factor poblacional. Esto es fundamental. Pero además es necesario también que el comercio de Palencia nos miremos hacia adentro, nos hagamos una endoscopia y, por supuesto, nos reciclemos. Pero esto no es nada nuevo, ya le pasaba al sector del comercio al final del siglo XIX. Hay una lectura bien fácil de hacer, o te reciclas, o te reinventas, o el algoritmo de tu vida se repite tanto, tanto, que oirás siempre la misma música. Y eso es contraproducente para el comercio y por ende, nefasto para una ciudad. Si el algoritmo se repite sistemáticamente, no se evoluciona y si el comercio no evoluciona, la ciudad muere, porque son elementos que no se pueden disolver.

«La peatonalización potencia la calidad de vida en las ciudades»

–¿Y es ese el gran problema del comercio de Palencia?

–Sí, el comercio de Palencia se tiene que reciclar. Y esto es de obligado cumplimiento.

–Pues algunos de sus compañeros achacan la crisis a la presencia de las franquicias y grandes firmas...

–Ese no es el problema. No somos incompatibles. Llegaron las grandes superficies a las afueras y ahora sabemos que están en declive, llegaron las franquicias y coparon un gran trozo de tarta, pero son absolutamente compatibles con el comercio de cercanía. Pero el comercio de cercanía tiene que actualizarse, tiene que ser capaz de competir, pero con todas las ganas. Pero cuando digo que tiene que competir no es solo en Palencia y al lado de una franquicia, sino que tiene que irradiar, tiene que trasladarse a la globalización y tiene que internacionalizarse. Y lo hablo porque primero lo he hecho, y ahora lo cuento. No hablo de un proyecto, hablo de una realidad. Yo, en mi vida personal y profesional siempre soy tremendamente excéptica y esa duda metódica continua lo que me obliga es a ponerme las pilas.

–No me negará que algunos alquileres de locales de la Calle Mayor son prohibitivos...

–Cierto. Puedo estar de acuerdo con esa premisa. Pero también te digo que el comercio en Palencia no solo es la Calle Mayor, que es muy importante, pero también es comercio todo el entorno de esa Calle Mayor.

–Como su tienda...

–Cierto. Y puedo también hablarte de la Calle Mayor, porque durante muchos años he tenido tienda en la Calle Mayor. Puedo hablarte de la dualidad y creo firmemente que cuando hablamos del comercio de la Calle Mayor es un error que cometemos todos, porque estamos manipulando la información. El comercio en Palencia es la Calle Mayor, el casco histórico, que no está delimitado y habría que hacerlo, el entorno catedralicio... Llega hasta la avenida de Madrid, incluida. Luego, por qué hablamos solo del comercio de la Calle Mayor. Es una vía que históricamente ha sido estupendo, pero ahora hay una disfunción con respecto a la inversión que hay que hacer para establecerse... Pues algunos nos hemos ido a calles adyacentes, que nunca peores. Doy fe de que no son peores. Es un error hablar solo de la Calle Mayor, cuando todo el entorno de la Calle Mayor es muchísimo más productivo ahora mismo.

–Colón está creciendo mucho...

–Colón y todas las adyacentes a Colón. Y al otro lado, porque tenemos el gran tráfico de las calles Menéndez Pelayo y Antonio Maura. Si ese tráfico se minimizara, si esas calles se humanizaran, entonces realmente podríamos hablar de un casco histórico, de un corpus de ciudad humana que es verdaderamente fundamental.

–¿La peatonalización de calles potencia el comercio?

–La peatonalización de calles potencia la calidad de vida en la ciudad, con lo cual, se potenciaría el comercio. Todo sería mejor.

–Pero se generaría un verdadero problema de tráfico...

–Que lleva sin resolver desde el siglo pasado. Que toda Palencia tenga que pasar por los Cuatro Cantones... Pero hay tantas cosas por resolver a nivel interno también. El comercio debe tener el arsenal preciso, deben estar dotados de artículos y en cantidad. Es un tema que aquí tenemos que hacérnoslo mirar. No puede ser que el no sea la primera palabra que oyes después del buenos días. Esto hay que metérselo en ven al comerciante, porque nadie tiene la culpa más que él.

–¿Para ese reciclaje que dice es necesaria la venta por Internet?

–Vender online es una cara del poliedro que es tan válida como otras mil caras. Cuando hablo de reciclarse hablo de algo tan histórico como que el señor que en el siglo XIX vendía hielo, pasó a vender frigoríficos en el siglo XX y generadores en el siglo XXI. No me estoy inventando nada. El comercio no puede seguir viviendo como hace cuarenta años. Ahora, la compra por Internet forma parte de tu propio comercio, te guste o no te guste oírlo. Lo hagas o no. Pero aunque la vía online sea muy importante, no quiere decir que tengas que abandonar tu comercio físico. Hay que tener la misma capacidad de trabajo y la misma ilusión. Y además, en Internet están las plataformas de venta, en las que es absolutamente obligatorio estar. Tiene un coste muy bajo y un retorno absolutamente satisfactorio . Cualquier firma de Palencia tiene la obligación de estar. Y ahí también tenemos que hacer una reivindicación, pero es para tener una buena logística, que podamos llegar con nuestro paquete a cualquier parte del mundo en tiempo y forma.

Fotos

Vídeos