La Guardia Civil destruye una granada de mano localizada en una vivienda de Piña de Campos

Granada de mano localizada en Piña de Campos. /El Norte
Granada de mano localizada en Piña de Campos. / El Norte

El equipo de Desactivación de Explosivos de la Zona de Castilla y León se desplazó para recoger el artefacto

EL NORTEPALENCIA

La Guardia Civil de Palencia, en la tarde del pasado martes, localizó y destruyó una granada de mano que fue hallada en el interior de una vivienda de la localidad de Piña de Campos.

Las actuaciones se iniciaron cuando un vecino de Piña de Campos que se encontraba restaurando el interior de una vivienda localizó una granada de mano, en aparente buen estado, avisando inmediatamente a la Guardia Civil. El Centro Operativo Complejo de la Guardia Civil de Palencia activó el protocolo establecido en cuanto a las medidas de seguridad y actuación con explosivos, dando cuenta al equipo de Desactivación de Explosivos de la Zona de Castilla y León, para que se desplazase al lugar donde fue hallado el artefacto explosivo.

Hasta la vivienda de Piña de Campos se trasladaron agentes de Seguridad Ciudadana de la Guardia Civil, que verificaron la presencia del artefacto e inmediatamente acordonaron la zona, estableciendo un perímetro de seguridad, hasta la llegada de los especialistas en desactivación de explosivos. El Equipo de Desactivación de Explosivos (EDEX) de la Zona de la Guardia Civil (Castilla y León), con sede en León, se desplazó hasta el lugar, y tras realizar la correspondiente inspección y tomar las medidas de precaución y seguridad correspondientes, procedieron a la recogida del artefacto, tratándose de una granada de mano defensiva de la Guerra Civil, concretamente un modelo PO31, con espoleta WZ GR 31, denominada comúnmente 'Polacas', que se encontraba cargada y conservaba todas sus propiedades explosivas.

Adoptando todas las medidas de seguridad necesarias, los especialistas en desactivación trasladaron la granada a un paraje aislado, donde realizaron una destrucción controlada de la misma.

Ante el hallazgo de artefactos explosivos, la Guardia Civil aconseja no manipular el artefacto y evitar que otros lo hagan; evitar excesos de confianza, dado el aspecto del material encontrado (oxidado, herrumbroso); señalizar adecuadamente el lugar con elementos del entorno (con piedras, ramas...), evitando que el artefacto quede cubierto; notificarlo a la mayor brevedad a la Guardia Civil al teléfono 062; evitar y no consentir el coleccionismo de este tipo de material, dada su peligrosidad latente; y desconfiar de los consejos de personas que supuestamente conoce ese material, por haberlo utilizado en algún momento de su vida.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos