Félix de la Vega crea la galería de literatos de Castilla y León

El pintor Félix de la Vega./A. Quintero
El pintor Félix de la Vega. / A. Quintero

El pintor palentino inmortaliza a los escritores de la comunidad en una serie de retratos

FERNANDO CABALLEROPalencia

La vinculación del pintor palentino Félix de la Vega con el Instituto Castellano y Leonés de la Lengua, que dirige Gonzalo Santonja, es amplia. La entidad ha producido varios exposiciones en las que ha colaborado el artista, como ‘Imagen de la fiesta’, dedicado al mundo taurino, o ‘Trazo y palabra’, en la que las pinturas de De la Vega compartían espacio con los poemas de José María Fernández Nieto. Asimismo, el instituto promovió que la exposición monográfica que el pintor dedicó al teatro, denominada ‘Bululú’, que se presentó en la Fundación Juan Manuel Díaz-Caneja en 2015, se exhibiera en el Teatro Español de Madrid.

Pero existe otra vinculación de Félix de la Vega con la entidad que tienen su sede en el Palacio de la Isla de Burgos y que está estrechamente relacionada con exposición abierta hasta el 31 de diciembre en este emblemático edificio de la capital burgalesa: Félix de la Vega es autor de los retratos que se entregan a los escritores que ganan el Premio de la Crítica de Castilla y León, que concede el Instituto Castellano y León de la Lengua. El primer retrato lo pintó del escritor palentino Javier Villán, que mereció ese galardón en 2011 por su poemario ‘Aquelarre de Sombras’. Posteriormente De la Vega pintó los retratos de Antonio Colinas, Olegario González de Cardenal –premiados en 2012–; José María Merino en 2013; José Antonio Abella en 2014; Fermín Herrero en 2015; Juan Manuel de Prada en 2016 y José Manuel de la Huerga este año.

Este encargo ha sido sin duda el origen de la actual exposición de Félix de la Vega: una galería de retratos de escritores modernos y contemporáneos de Castilla y León. El palacio de la Isla acoge hasta el 31 de diciembre una exposición con los primeros retratos, elaborados en carboncillo y ceras sobre papel y cartulina y que recogen gestos, rostros y miradas de una importante pléyade de autores nacidos en Castilla y León o vinculados a esta región, porque no podían faltar en la nómina nombres tan señeros como Antonio Machado, Miguel de Unamuno y María Teresa León.

La idea surgió del artista palentino en el año 2010. El Instituto la aceptó y le indicó los nombres de los literatos que debía incluir en la galería. A partir de estas ideas, surgió el primer encargo del Premio de la Crítica de 2011, y paralelamente ha ido creando la galería, hasta disponer de una colección de 80 retratos, aunque el objetivo es llegar al centenar.

El objetivo del instituto es que la serie quede permanentemente expuesta en el Palacio de la Isla. No obstante, antes de llegar a ese momento, la exposición recorrerá las provincias de la región en la medida que lo soliciten ayuntamientos, diputaciones o entidades. El itinerario se ha iniciado en Burgos y en cada provincia se insistirá en los escritores de ese territorio. De Palencia aparecen, por ejemplo, además del citado Javier Villán, César Muñoz Arconada, Esperanza Ortega, Francisco Vighi, Gabino Alejandro Carriedo, José María Fernández Nieto y Marcelino García Velasco.

El trabajo de Félix de la Vega se define con estas palabras de Gonzalo Santonja, recogidas del catálogo de la exposición burgalesa: «Contra el hieratismo o el mármol desangelado de los retratos sin vida, Félix de la Vega pone color a los rumores secretos de la escritura contemporánea. O sea, pincen el tiempo».

Con estas obras, Félix de la Vega reorienta su producción creativa habitual, caracterizada por sus peculiares personajes oblondos y descalzos, que son toreros, monosabios, picadores, prostitutas, taberneros y bohemios, reflejados en la tradición figurativa aderezada por la expresividad de los rostros, generalmente melancólica, la mirada fija en el espectador y la ambientación del cuadro. De la Vega crea retratos fotográficos desde el lenguaje plástico personal y subjetivo. Sus personajes posan para el artista, que saca de ellos una expresión de fracaso, de vidas truncadas en oficios sin gloria, de personajes marginales, de hombres y mujeres sin futuro... Su expresión es, aún así, muy humana.

Este es el perfil de un pintor que se ha hecho un hueco en el panorama pictórico autonómico. Esta colección de escritores castellanos y leoneses o vinculados a este territorio no hace más que reforzar esta dimensión de Félix de la Vega que sobrepasa el ámbito palentino.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos